La agencia de investigación de proyectos avanzados de defensa de EE.UU, conocida como DARPA, ha anunciado recientemente su intención de crear un escuadrón de drones con una peculiaridad: serán capaces de comunicarse entre sí de forma autónoma durante misiones de combate y espionaje. Llegan los ejércitos de drones.

El nuevo proyecto, anunciado en la página del gobierno de EE.UU. "Federal Business Opportunities", busca crear drones más efectivos y menos dependientes de los operadores que los manejan en tierra. Es decir, dar con la forma de que los aparatos se comuniquen entre sí para trabajar de forma colaborativa y autónoma en el futuro.

Advertisement

Según DARPA, "la gran mayoría de drones actuales no se adapta a las necesidades de conflictos futuros [...]. La autonomía colaborativa tiene el potencial de incrementar significativamente las capacidades de los activos actuales [drones], al igual que reducir el coste de futuros sistemas".

La idea en el fondo es tan compleja como prometedora. De funcionar se podría conseguir, por ejemplo, que un equipo de varios drones tomara imágenes de espionaje desde distintos ángulos y obtener así información más completa; o que unos drones se protegieran a otros en una misma misión de combate. La robótica colaborativa es algo que ya se ha conseguido en pequeños drones y robots. Ahora está a punto de saltar a los grandes aviones no tripulados de combate. [vía FBO]