Imagen: Janaka Dharmasena / Shutterstock

Si eres de los que esperan con ansias que se acabe este año, tenemos malas noticias. El Servicio Internacional de Rotación de la Tierra y Sistemas de Referencia (IERS) añadirá un segundo extra al 31 de diciembre de 2016.

Se conoce como segundo intercalar y sirve para compensar los pequeños cambios en la rotación de la Tierra. Nuestros relojes atómicos son tan precisos y estables que tenemos que atrasarlos para que sigan en sincronía con la rotación del planeta, que ha ido reduciendo infinitesimalmente su velocidad por efecto gravitacional de la Luna. Hace 200 años, un día solar duraba 86.400 segundos; hoy en día dura unos 86.400,002 segundos.

Los relojes que coordinan el tiempo —y son imprescindibles para sistemas como el GPS— añaden esa diferencia de 0,002 segundos cada día para mantenerse en hora, pero la realidad es que la Tierra rara vez es tan precisa por factores tan impredecibles como los movimientos tectónicos. Por eso los científicos utilizan dos estándares de tiempo: UTC, el tiempo universal coordinado, que regula los relojes de todo el mundo y está basado en las vibraciones de un átomo de cesio; y UT1, el tiempo universal, basado en observaciones precisas de la rotación de la Tierra.

Advertisement

UTC no debería variar más de 0,9 segundos del tiempo Universal (UT). Cuando eso ocurre, es necesario añadir o sustraer un segundo extra, un procedimiento que se ha realizado 26 veces desde 1972, siempre sumando un segundo en los meses de junio o diciembre. Este año se decidió añadir un segundo extra al 31 de diciembre de 2016 a las 23:59:59 UTC, es decir:

  • 0:59:59 del 1 de enero en Madrid
  • 20:59:59 del 31 de diciembre en Buenos Aires, Santiago de Chile
  • 19:59:59 del 31 de diciembre en Caracas, La Paz
  • 18:59:59 del 31 de diciembre en Nueva York, Miami, Bogotá, Lima
  • 17:59:59 del 31 de diciembre en Ciudad de México

Un segundo puede parecer insignificante a escala humana, pero para los sistemas informáticos supuso más de un dolor de cabeza en el pasado. El ajuste de 2012 provocó la caída de varios sitios de Internet, como LinkedIn, Reddit e incluso Gizmodo. [Science Bulletin]