Teniendo en cuenta que los iPhone 7 y 7 Plus ya no tienen un conector de audio analógico estándar, era obvio que también tenían que cambiar los auriculares, y lo han hecho, pero prescindiendo de los cables completamente. Apple se suma a los auriculares muy fáciles de perder con los Airbuds, su primer modelo Bluetooth.

Los auriculares integran micrófono y controles táctiles en su superficie con los que es posible activar Siri. La batería siempre es un problema con estos dispositivos, pero Apple se las ha apañado para otorgarles una autonomía de cinco horas sobre el papel. Además, vienen con una pequeña cajita para llevarlos en el bolsillo y cargarlos, ampliando su autonomía a 24 horas.

Todo su funcionamiento se basa en un nuevo chip diseñado por Apple llamado Apple W1, y se podrá controlar (o comprobar los niveles de batería) directamente desde el iPhone. Estarán disponibles algo más tarde que los nuevos iPhone, a finales de octubre, y serán caros: 160 dólares / euros.


Síguenos también en Twitter, Facebook y Flipboard.