Imagen: AP

Después de publicar una advertencia sobre viajar a Cuba tras los presuntos ataques sónicos a su embajada, el Departamento de Estado de EE.UU comunica que algunos ciudadanos privados han afirmado tener síntomas similares a los que experimentaron los diplomáticos trabajando en la isla.

En una declaración a CBS, el Departamento del Estado comentó que no tenía forma de verificar si los ciudadanos habían sido víctimas de los mismos ataques que habían sufrido los empleados de la embajada. Tampoco especificó el número de quejas de ciudadanos privados que había recibido. No obstante, el viernes el Departamento de Estado reveló los nombres de dos hoteles en La Habana en los cuales se habían realizado algunos ataques: Hotel Nacional y Hotel Capri.

Advertisement

Añadió que debido a los ataques, el gobierno había establecido restricciones de alojamiento en esos hoteles.

Hace una semana, el Departamento de Estado retiró a más de la mitad de su plantilla de diplomáticos en Cuba para intentar minimizar la posibilidad de que otras personas se convirtieran en víctimas de los ataques. Las personas afectadas de la embajada han reportado experimentar síntomas como nauseas, mareo, dolores de cabeza, pérdida de equilibro y dificultad para dormir. Algunos han sufrido pérdida de audición y daño cerebral permanente.

El gobierno de Estados Unidos ha estado investigando los ataques desde finales de 2016. Aunque la teoría principal apunta a que las personas han sido víctimas de ataques sónicos, el método para realizar los ataques y el responsable de ellos sigue siendo un misterio para las autoridades. Cuba ha negado rotundamente tener algo que ver con ello y permitió que el FBI viajara a la isla este verano para investigar.

A principios de esta semana, Estados Unidos expulsó a 15 diplomáticos cubanos del país. Estados Unidos sostiene que Cuba tendrá que proporcionar garantías de que ningún diplomático estadounidense será atacado en la isla para restablecer relaciones normales entre ambos.

[CBS y CNN]