Mortal Kombat X es uno de los mejores videojuegos en los que llevamos de año, con su extensa colección de fatalities y vísceras desparramadas. La cuestión, es como que el número indica, ha habido 9 ediciones antes del mismo título, y no todas han sido tan buenas. Los distintos finales de Mortal Kombat 4 dan para reír un buen rato.

Mortal Kombat 4 se lanzó allá por 1997 para las plataformas del momento: Nintendo 64, PlayStation, Microsoft Windows e incluso la Dreamcast de sega. Y aunque algunos títulos envejecen mejor (como Ocarina of Time) y otros peor, en el caso de Mortal Kombat se juntan las limitaciones técnicas de la época con doblajes de voz llenos de clichés y posturas corporales completamente ridículas. Como esta, gloriosa, de Sonya y Johnny Cage:

Los vídeos corresponden a cada uno de los finales desbloqueables según ibas jugando con cada personaje. El de Sub-Zero y Scorpion por ejemplo también tiene actuaciones de primer nivel:

Quan Chi también se sale: “Tu premio es existir”. Aparece el famoso amuleto de los Mortal Kombat que también juega un papel fundamental en Mortal Kombat X, por cierto:

Aquí van el resto, Jarek, Raiden, Tanya y Liu Kang, que probablemente se lleva la palma al más absurdo:

Lo más irónico de todo es que recuerdo dejarme los dedos jugando al modo campaña del juego en una de las primeras PlayStation, completar algunos de ellos y no recordar nada particularmente ridículo, dramático o forzado en ninguno de ellos. Los juegos, simplemente, eran así. Será divertido comprobar cómo vemos los de ahora dentro de otros 20 años. [vía Kotaku]

***

Psst! también puedes seguirnos en Twitter, Facebook o Google+ :)