General Motors ya dispone de un sistema de sensores que envía al propietario del coche un informae mensual sobre el estado del vehículo. La compañía quiere llevar más lejos esa función con una nueva plataforma que predice las posibles averías antes de que estas ocurran.

El sistema cubre todo el vehículo con una red de sensores que monitorizan cada componente por separado y son capaces de medir si el desgaste o un mal golpe pueden poner en peligro la integridad del componente a corto plazo. El nuevo sistema acaba de debutar en este CES y saldrá a la venta en 2016 en los modelos Equinox, Tahoe, Suburban, Corvette, y Silverado de Chevrolet para ese año.

Los primeros componentes en disponer de ese seguimiento en directo serán el motor de arranque, la batería y la bomba de combustible, pero Chevrolet tiene pensado ir extendiendo las piezas bajo vigilancia a medida que el sistema madure.

Advertisement

Todos los datos recogidos por los sensores del vehículo son enviados mediante conexión 4G del vehículo a la plataforma OnStar de General Motors. Varios algoritmos de esa plataforma son los encargados de buscar posibles fallos e informar al propietario antes de que ocurran. Los datos, convenientemente anónimos, también servirán a Chevrolet para estudiar y corregir los componentes que más fallan. [vía Chevrolet]


¿Quieres estar al tanto de todas las novedades presentadas en el CES 2015 de Las Vegas? Sigue toda nuestra cobertura aquí, bajo la etiqueta "CES 2015".

***

Psst! también puedes seguirnos en Twitter, Facebook o Google+ :)