Photoshop, After Effects y Premiere. Estas tres herramientas le bastan al diseñador PipocaVFX para marcarse estos cortos que mezclan imágenes originales del videojuego con escenarios reales. Un Cocker Spaniel, algunos toques gore con sangre pixelada y un final sorpresa son otros de los ingredientes de esta divertida creación. En su canal de YouTube también podéis encontrar precedentes con Worms y los míticos Lemmings. Dentro vídeo. [PipocaVFX]