Un procesador actual. Foto: Sh4rp_i / Flickr, bajo licencia Creative Commons

La Ley de Moore se agota poco a poco, pero un equipo de investigadores cree haber dado con la idea que sucederá a ese concepto acuñado en 1975, y no se trata de la computación cuántica. Lo que estos científicos están creando son procesadores convencionales, pero cuya arquitectura se basa en la teoría del caos.

La ley (más una observación, en realidad) propuesta por Gordon Moore predice que cada dos años se duplica el número de transistores en un circuito integrado. Esto lleva cumpliéndose décadas, pero cada vez es más difícil sencillamente porque estamos llegando a los límites físicos más allá de los cuales sencillamente los transistores son tan pequeños que no pueden funcionar. El propio co-fundador de Intel explicaba que su ley no podría cumplirse eternamente con motivo del 50 aniversario de su formulación.

Advertisement

Advertisement

Los procesadores que están desarrollando en la Universidad de Carolina del Norte no ayudarán a mantener la Ley de Moore en el sentido de que no añaden más transistores a la ecuación. Sin embargo, permitirán multiplicar su potencia de una manera que ni la popular ley ha sido capacidad de predecir. Lo que están haciendo es enseñar a esos transistores a hacer varias cosas a la vez.

Diagrama de la trayectoria del sistema de Lorenz, un ejemplo de la Teoría del Caos

La arquitectura actual de procesadores es lineal. En otras palabras, cada transistor ejecuta un único cálculo cada vez. Lo termina y pasa al siguiente. Benham Kia y su equipo está creando una arquitectura no lineal basada en la teoría del caos en la que los transistores se programan para ejecutar diferentes tareas a la vez de forma flexible y adaptándose a la tarea general requerida.

En este caso, la palabra caos no significa exactamente desorden, sino que remite a la teoría homónima (conocida a veces como efecto mariposa) que estudia la variabilidad en sistemas complejos a partir de un pequeño cambio en las condiciones iniciales. La principal ventaja es que, desde el punto de vista físico, los procesadores se fabrican igual que los actuales. Simplemente siguen una arquitectura y una programación diferentes.

Sponsored

¿Hasta que punto pueden incrementar estos chips del caos la potencia respecto a un procesador actual? Kia lo explica así:

Creemos que los nuevos chips solucionarán el problema de la demanda de más poder de procesamiento con menos transistores. La potencia de 100 circuitos modulables no lineales y basados en el caos equivale a la de 100.000 circuitos convencionales. 100 millones de transistores trabajando como lo harían tres mil millones de transistores actuales tienen el potencial de extender la Ley de Moore. No doblan el número de transistores cada dos años, pero incrementan su capacidad al trabajar en circuitos no lineales caóticos.

Si realmente es así, las únicas preguntas son ¿Para cuándo? y ¿Dónde tengo que ir haciendo la reserva? [IEEE vía Science Alert]

Advertisement

Síguenos también en Twitter, Facebook y Flipboard.