La idea de equipar un robot gigante con unos pavorosos cuchillos de más de 2,5 metros cada uno puede resultar imprudente, pero esa es la idea. El objetivo de Megabots es precisamente fabricar un robot de combate para enfrentarlo a otro que se fabricará en Japón.

La idea de equiparle con cuchillos proviene de Simone Giertz, una divertida creadora de todo tipo de robots absurdos en YouTube cuya dedicación le ha valido el apelativo de la reina de los robots mierdosos. La versión gigante de su máquina de picar verdura es aproximadamente igual de absurda e inútil, pero había que probarla. La versión definitiva probablemente lleve herramientas más peligrosas como taladros o pinzas de corte. Este otro vídeo muestra una prueba de armamento.

En Tested han hecho una visita al taller de Megabots para ver qué se traen entre manos. El robot Mark III es una máquina de seis toneladas alimentada por un motor de 400 caballos y cuyos controles dependen de dos pilotos. De momento no se ha enfrentado a nada, pero es un ejercicio de mecánica y robótica interesante. [Megabots vía Tested]