George R.R. Martin durante una Comic-Con en San Diego. Imagen: Chris Pizzello/Invision/AP

Al autor de Juego de Tronos y el resto de libros de Canción de hielo y fuego le gusta hacernos sufrir con la muerte algunos de sus personajes de ficción. Pero, al igual que todos nosotros, George R.R. Martin solo quiere que este “miserable” año cargado de muertes llegue a su fin de una buena vez.

Martin ha sido —indirectamente— uno de los protagonistas de la semana en las redes sociales por los tuits de una de sus cuentas parodia en los que pide disculpas por haber “dirigido” el año 2016. La sucesión de tuits, uno publicado en enero casi como un presagio y otro en diciembre, tiene cerca de 180.000 retuits. (Sí, Twitter y el humor negro suelen llevarse bien).

Pero, lejos de bromear con 2016, el verdadero George R.R. Martin publicó anoche un post en LiveJournal que empieza así: “Muerte, muerte y más muerte... Este año sigue empeorando”. En el texto rinde un breve homenaje a Carrie Fisher, de la que admite no poder decir “mucho más de lo que otras miles de personas ya han dicho” y, sin embargo, añade: “era demasiado joven. Brillante, hermosa, talentosa y una mujer fuerte, ingeniosa, franca”.

Advertisement

Advertisement

También recordó a Richard Adams, autor de La colina de Watership, que falleció el sábado pasado a los 96 años. Martin desvela que durante décadas recomendó la novela (el reflejo de una sociedad distópica, a pesar de ser un libro infantil) para los World Fantasy Awards —parcialmente con la esperanza de conocer al escritor. “Ahora no podré hacerlo”, lamenta.

“Una actriz maravillosa, un gran escritor”, escribe Martin. “El mundo es más pobre esta noche. Por favor, que este miserable año llegue a su fin”.