Si eres de los que odian los ratones con cable, no te queda otro remedio que depender de los ratones con batería recargable. Logitech ha ideado un sistema con el que nunca más te quedarás sin energía en medio de una partida. Se trata de una alfombrilla que carga el ratón de forma inalámbrica.

El dispositivo se llama Powerplay, y saldrá a a la venta también en dos paquetes que incluyen la alfombrilla de carga y un ratón compatible. De momento solo hay dos modelos: el G903 (una versión modificada del G900) y el G703 (similar al modelo G403 y disponible en blanco o negro). La idea, sin embargo, es que a medida que salgan nuevos modelos de ratón, también sean compatibles con esta tecnología de carga.

La buena y mala noticia es que Logitech ha desarrollado su propia tecnología de carga por inducción. Es buena noticia porque usa un sistema de resonancia magnética adaptado para que el ratón se siga cargando en cualquier punto de la alfombrilla aunque lo estemos moviendo. No es tan buena noticia porque no es compatible con otras tecnologías de carga como la Qi. En otras palabras, no podremos usar la alfombrilla para cargar otros dispositivos que no sean el ratón.

Logitech ha asegurado que el sistema no genera ninguna interferencia con otros dispositivos inalámbricos. Otro detalle bastante extraño es que solo es compatible con sistemas Windows. Nada de Mac. El precio del G903 con la alfombrilla de carga es de 250 dólares, el G703 cuesta 200 dólares, y solo la alfombrilla 100. [Logitech vía Ars Technica]

Advertisement