Todos conocemos algún parking de centro comercial que parece un laberinto de concreto y lámparas. Cada vez que me estaciono en uno me aseguro de que realmente se dónde está mi coche, en algunos caso incluso tomando una foto. Tengo miedo de perder mi coche en un parking como le sucedió a este tipo.

En junio de 2016 un hombre en Escocia tomó prestado el BMW de su amigo para conducir hasta Manchester y asistir a un concierto de The Stone Roses en el Estadio Etihad. Al llegar a la ciudad estacionó el coche en un parking del centro de la ciudad, según reportan desde el Manchester Evening News.

Advertisement

Después del concierto (quizás andaba muy emocionado por culpa de la música), olvidó dónde había dejado el coche. Buscó durante cinco días (sí, ¡cinco!) pero no encontró nada y, tras dedicarse a enviar correos electrónicos y realizar llamadas a diferentes compañías y al ayuntamiento, comprobó que el coche no había sido encontrado ni remolcado.

El BMW de su amigo fue reportado como “perdido o robado” en el mes de agosto.

Sin embargo, a finales del año pasado, oficiales de la policía de Manchester encontraron el coche “robado” cerca de la media noche. El BMW apareció seis meses después en el mismo sitio del parking donde lo había dejado.

Sponsored

Los oficiales anunciaron las buenas noticias en Twitter:

“11.55pm - Oficiales han encontrado un coche en un parking de centro comercial que estaba desaparecido desde junio. El conductor lo estacionó allí pero después no podía recordar dónde había dejado su coche.

No podemos imaginar cuánto costará el ticket del parking - £££££££££££££££££££££££££££££.”

Los agentes de la policía estiman que la factura tendrá un monto de unas 5.000 libras, lo que supone unos 6.150 dólares al cambio. Eso quiere decir que cuesta unos 1.025 dólares mensuales dejar el coche en ese parking, algo que hace que Manhattan parezca un sitio muy barato para conducir.

Advertisement

De cualquier forma, tengo varias preguntas. Primero: ¿qué tan grande es ese parking? Espero que sea tan grande como una ciudad para que le haya sucedido esto. Segundo: ¿quizás este tipo es realmente malo encontrando cosas? Tercera pero más importante: ¿todavía el dueño del BMW es su amigo?

Normalmente no presto mi coche a nadie pero si lo hiciera y lo pierden, el ticket del parking sería la menor de sus preocupaciones.


Síguenos también en Twitter, Facebook y Flipboard.