Hay más de 77 cangrejos por metro cuadrado / Pineta et. al.

Cuando vieron esta imagen por primera vez a más de 350 metros de profundidad, los científicos pensaron que eran sedimentos del fondo oceánico. Un segundo vistazo dejó claro que se trataba de una terrorífica y gigantesca colonia de cangrejos rojos, un hallazgo sin precedentes.

Dirigidos por Jesús Pineda, de la Institución Oceanográfica de Woods Hole, los investigadores se embarcaron hacia el banco Hannibal, cerca de la costa de Panamá. En un mes realizaron 26 expediciones bajo el mar para investigar la biodiversidad del monte submarino, un “punto caliente” de la ecología. Pero el avistamiento más inesperado ocurrió durante el último descenso.

Advertisement

Así lo describe Pineda en una nota de prensa:

Cuando nos sumergimos con el submarino nos dimos cuenta de que el agua se volvía turbia a medida que nos acercábamos al suelo. Había una capa tan turbia que no se podía ver nada más allá de ella. Veíamos la nube, pero no teníamos ni idea de lo que la estaba causando. Mientras descendíamos lentamente hacia el lecho marino, de repente vimos estas cosas. Al principio pensamos que eran rocas o estructuras biogénicas. Cuando los vimos en movimiento, como un enjambre de insectos, no lo podíamos creer.

El espectáculo parece una escena de terror de una película sobre aliens:

Pineta et. al.
Pineta et. al.

Había más 77 cangrejos por metro cuadrado. Estaban en el flanco noroeste del monte, entre los 355 y 385 metros de profundidad. Son aguas hipóxicas (con bajo nivel de oxígeno), por lo que los científicos se preguntan si la zona representa un refugio para estas criaturas contra sus depredadores. Los cangrejos son un manjar para peces, aves y otros animales marinos.

Sponsored

El hallazgo es importante porque nunca antes se había observado al cangrejo rojo tan al sur (suelen deambular por las playas de Baja California y a lo largo de la corriente oceánica de California). Tampoco se había documentado antes que pudieran formar colonias de esta densidad, es una conducta extraña para la especie. El estudio de Jesús Pineda dibuja un nuevo límite territorial para los cangrejos rojos y describe un comportamiento desconocido hasta ahora.

Los científicos han estudiado menos del 1% de los montes submarinos, sistemas ecológicos que favorecen la aparición de especies únicas. Aún tenemos mucho que aprender de lo que ocurre bajo el mar. [PeerJ]


Síguenos también en Twitter, Facebook y Flipboard.