Medio mundo conoció la moda en Rusia de llevar cámaras en el salpicadero del coche a raíz del meteorito de febrero. Así, por casualidad, miles de cámaras captaron imágenes espectaculares de un bólido espacial aterrizando en plena Rusia. Muchísimos rusos llevan una o más cámaras en sus coches y con ellas captan de todo: accidentes de camiones con vacas a bordo, tiroteos o policías estrellándose en una parada de autobús. Pero también graban por casualidad escenas mucho más amables como las del vídeo de arriba que realmente merecen la pena. Estas sí. Después de todo, no somos tan malvados.

El motivo por el que los rusos tienen cámaras en sus coches es variado, pero básicamente sirven para evitar fraudes con las compañías de seguro (y ser estafados con falsos accidentes) o denunciar la corrupción policial. Afortunadamente, también captan imágenes que nos hacen olvidar al resto. [vía Automatch]