Son muchos los que protegen las pantallas de su smartphone con una fina lámina de plástico. Los que no gustan del tacto de este material tienen una alternativa en los protectores de cristal templado. ¿En qué se diferencian ambos materiales aparte del tacto? Echemos un vistazo.

Diferencias entre plástico y cristal

Precio

Los protectores de pantalla de plástico son mucho más baratos que los de cristal templado. Dependiendo de la calidad, los de plástico cuestan entre unos pocos céntimos y unos diez dólares o euros. Los de cristal, por su parte, pueden alcanzar precios de en torno a los 35 dólares o 30 euros. Las diferencias de precio se deben al proceso de fabricación de cada protector, y a diferentes tratamientos que se le puedan aplicar, como una cobertura oleofóbica para minimizar marcas de dedos.

Dureza y grosor

Por regla general, el cristal templado es más duro que el plástico a igual precio. Las láminas de plástico sufren arañazos con facilidad, cosa que no les ocurre a las de cristal. En el lado negativo, las láminas protectoras de cristal son mucho más gruesas (0,3 - 0,5 mm). Las de plástico rondan los 0,1 mm.

Tacto

Los dedos no deslizan tan suavemente sobre el plástico como lo hacen sobre cristal. Si este aspecto es importante para ti, es mejor optar por cristal templado.

Advertisement

Precisamente porque sobresalen un poco, los protectores de cristal templado pueden notarse bastante en algunos modelos como el iPhone 5 o el HTC One. En el caso del iPhone, el botón central queda rodeado de un borde un poco rasposo. Quizá no es muy visible, pero al tacto sí que se nota.

Instalación

Ambos materiales suelen ser igualmente complicados de instalar, pero el plástico suele requerir más cuidado porque puede doblarse y dejar burbujas. Una de las razones por las que unos protectores de pantalla son más caros que otros es porque suelen traer sistemas más comodos de instalar.

¿Necesito un protector de pantalla?

Los nuevos tratamientos con tecnologías como Gorilla Glass 3 hacen que los protectores de pantalla no sean tan necesarios como antes, pero los smartphone de hoy son muy grandes y se siguen rompiendo. Pocas pantallas resisten estar en el bolsillo junto a unas llaves o con restos de arena de la última visita a la playa. Depende mucho de nuestro estilo de vida, pero siempre es mejor que se nos rompa el protector de cristal templado y no la pantalla del teléfono.

¿Qué protector de cristal elegir?

Salvo por el grosor y el precio, el cristal templado tiene más ventajas que el plástico. No suelo ser entusiasta de los modelos baratos porque he tenido varias malas experiencias con ellos, pero también se de gente a la que les ha ido perfectamente con un protector de cristal de 10 dólares. Mis pegas a los protectores de bajo precio es que la cobertura oleofóbica no suele ser muy buena. También he notado que el soporte multitáctil no funciona tan bien cuando se utilizan más de dos dedos.

Advertisement

Si finalmente os decidís por un protector de cristal templado es mejor invertir un poco más de dinero. Zagg InvisibleShield, Spigen Glas.t, o Armorz Stealth Extreme R son buenas opciones, pero hay más. Cómo consejo final, elegid siempre un protector especialmente diseñado para vuestro smartphone. Los universales nunca encajan tan bien como pregonan.

***

Psst! también puedes seguirnos en Twitter, Facebook o Google+ :)