Oculus Rift ha nacido para aplicaciones como esta. Ya que no podemos tener un sable láser en el mundo real, el visor de realidad aumentada de Oculus VR parece la mejor manera de simular uno. Este, en concreto, es perfecto para que lo integren tal cual en el primer juego oficial de Star Wars que salga a la venta para Oculus Rift.

El simulador es obra de Sixense, una compañía que ha desarrollado un sistema de mandos inalámbricos específicamente diseñados para simular un entorno virtual con Oculus Rift. El proyecto está desarrollado sobre un Oculus Rift DK2, y el kit de desarrollo de software SixenseVR. Los mandos para las manos y los pequeños emisores para los pies son capaces de determinar la posición del jugador en tiempo real, lo que los hace ideales para juegos en los que haya que maniobrar objetos en el aire de manera realista y sin lag.

El sistema básico de Sixense (la base de carga y los mandos para las manos) está disponible para reserva a un precio de 299 dólares. Si queremos el paquete completo para brazos y piernas la cifra sube hasta los 579 dólares. Comenzarán a enviarlo a sus compradores en octubre. [vía Sixense]

***

Psst! también puedes seguirnos en Twitter, Facebook o Google+ :)