Reemplazado el cristal protector que se rompió en un mirador a 412 metros de altura. Esta semana los visitantes de la planta 103 de la Torre Willis, en Chicago, se llevaron un buen susto. En esa planta hay un conocido mirador llamado The Skydeck, cuyo cristal protector del suelo (uno de ellos) se resquebrajó. Sobre él había varios turistas que aún deben estar recuperándose del susto. Por suerte, no ocurrió nada, ya que la estructura cuenta con varias capas de cristal por motivos de seguridad. Ahora lo han reparado.

El suelo de este mirador se compone de tres gruesas láminas de cristal de 12 milímetros de grosor cada una. Entre ellas, hay una lámina de material protector fabricado de butiral de polivinilo que es lo que, según los portavoces de la Torre Willis, se ha resquebrajado. La estructura quedó así:

Según ellos, "de vez en cuando, esa lámina protectora se puede resquebrajar, precisamente para proteger al cristal de cualquier daño". Los técnicos lo han reparado y el mirador ya está abierto al público de nuevo. ¿Te subirías ahora sabiendo lo que ha pasado?

Fotos: AP y BJ Lutz, vía Twitter

***

Psst! también puedes seguirnos en Twitter, Facebook o Google+ :)