La sonda espacial Rosetta ha descubierto la presencia de moléculas orgánicas complejas en el polvo que rodea al cometa 67P/Churyumov-Gerasimenko, y estas moléculas están relacionadas a las bases de la vida como la conocemos. Este podría ser el último gran descubrimiento de la sonda y su misión.

La ESA ha anunciado que en el polvo que se encuentra envolviendo al cometa en su viaje espacial se trata de una mezcla de carbono, hidrógeno y oxígeno, prácticamente los componentes más básicos de nuestra biología y la vida como la conocemos. Es la primera vez en la historia que logran capturar este polvo orgánico, lo que les está permitiendo a los científicos de la agencia espacial estudiarlo al detalle.

Advertisement

Dos de los granos de polvo capturados por Rosetta, llamados Kenneth y Juliette. Imagen: ESA/Rosetta/MPS.

Los astrónomos publicaron un estudio en el que aseguran que sus análisis encontraron al carbón presente en una forma mucho más compleja de lo que habrían imaginado, tanto así que no han sido capaces hasta la fecha de darle una fórmula correcta. Todo esto gracias a capturar algunas partículas de polvo con los instrumentos a bordo de la sonda, dos de los cuales han sido bautizados como “Kenneth y Juliette”.

La presencia de estas moléculas en el cometa 67P es algo muy importante debido a que en el pasado la ESA había encontrado moléculas similares en otros cometas como el Halley e incluso lo han detectado en otro sistema estelar y más rincones del espacio. Hasta la fecha no se sabe si el 67P cuenta con estas moléculas debido a que en algún momento habría colisionado con un planeta biológico o sencillamente provienen del espacio, pero la segunda opción es cada vez más posible.

Sponsored

Rosetta pronto realizará su descenso controlado hasta estrellarse en el cometa 67P, y será el fin de esta impresionante misión que duró 12 años. [vía ESA]


Síguenos también en Twitter, Facebook y Flipboard.