Ni Navidad, ni las rebajas, ni Black Friday, ni San Valentín. El mayor día de compras del mundo se llama Singles Day (el día de los solteros), y se viene celebrando cada 11 de noviembre desde 1993. Lo que era, en origen, una fiesta universitaria, se ha convertido en una orgía de compras online que deja miles y miles de millones de dólares en un solo día.

Originariamente, el día de los solteros era una festividad que se celebraba en la Universidad de Nanjing durante la década de los 90. En ella se celebraba la soltería con karaokes, fiestas, y hasta desayunos solo para solteros. Hasta la fecha (11 del 11) es una alusión a los unos o singles.

Poco a poco, los regalos entre solteros se hicieron tradición hasta mover ingentes cantidades de dinero. La cosa llegó al punto de que una de las páginas de comercio electrónico más grandes de China, Alibaba, registró el nombre Singles Day en 2012 para poder utilizarlo a destajo sobre la competencia.

Advertisement

La magnitud de las compras online del Singles Day deja en pañales cualquier otra festividad. Solo en los dos primeros minutos de la campaña de Singles Day de este año en Alibaba, la cifra de ventas supero los 163 millones de dólares. TechinAsia reporta que la cifra de la campaña ya había sobrepasado los mil millones de dólares a los 17 minutos.

Según Re/Code, las primeras 24 horas se han saldado con unas ventas superiores a los 9.000 millones de dólares, y eso sin tener en cuenta el resto de tiendas online que se suman a esta fiesta comercial. El año pasado las ventas de Alibaba alcanzaron los 5.800 millones de dólares. Por establecer una referencia, las ventas combinadas del Black Friday y el Cyber-Monday en 2013 alcanzaron los 3.600 millones de dólares en todo Estados Unidos.

Campañas virales

El Singles Day incluso protagoniza todo tipo de anuncios bastante absurdos (ver abajo) y campañas virales como una reciente noticia que se publicó en la red social Weibo por la que un enamorado chino se declaró a su amada en un corazón formado por 99 iPhone 6 solo para que ella, por lo visto, le rechazara. Aunque aún no ha podido ser confirmado ni desmentido, todo apunta a una de las campañas virales o no propias del Singles Day.

Probablemente, solo hay un colectivo que probablemente odie el Singles Day con todas sus fuerzas, y es el de los trabajadores de los servicios de mensajería y paquetería. La necesidad de hacer llegar a tiempo los regalos de este día hace que muchas empresas de reparto tengan que doblar sus efectivos para poder gestionar la auténtica avalancha de paquetes que se suma a los envíos normales de cada día.

Singles Day incluso está comenzando a salir de China de la mano de las compañías que operan en países como Estados Unidos, donde la comunidad china es numerosa. La tienda Online Dealmoon, por ejemplo, recibía la jornada del 11 con más de cincuenta promociones que van desde la electrónica a los cosméticos. Apuntad el nombre, porque no sería extraño que en unos años estemos celebrando el Singles Day en nuestros respectivos países.

Fotos: AP

***

Psst! también puedes seguirnos en Twitter, Facebook o Google+ :)