Sony lo vuelve a intentar en relojes avanzados con su SmartWatch 2

No se puede acusar a Sony de conservador esta vez. La japonesa se adelantó a casi todo el mundo el año pasado en los relojes avanzados presentando su SmartWatch. Pero no funcionó: un interfaz a medio cocinar y un harware dudoso lo enterraron para siempre en el olvido. Ahora Sony acaba de presentar la segunda versión del reloj, el SmartWatch 2, y promete que esta vez será diferente. ¿Lo será?

Sobre el papel, todo apunta a que ahora podría funcionar. Para empezar, la pantalla del nuevo modelo es algo mayor que el anterior y con mejor resolución (1,6 pulgadas con 220 x 176 píxeles). Sony asegura que además es mucho más brillante. La batería es más potente y el cuerpo resistente al agua (certificación IP57). El modelo del año pasado era una pesadilla para sincronizar con el móvil, pero el de este año tiene NFC, que facilitará la sincronización (aunque no todos los smartphones llevan aún NFC).

Sony ha rediseñado por completo el interfaz de usuario, ahora se parece mucho más al Android al que estamos acostumbrados en un móvil. Y lo mejor: el reloj no necesita estar constantemente conectado al smartphone para utilizarlo, acceder a apps, leer emails descargados... Bien.

Respecto al diseño, y juzgando sobre las fotos, promete. Os contaremos con más detalle cuando lo probemos a fondo. El cuerpo es de aluminio y visualmente es elegante a la vez que funcional. La pulsera es intercambiable por cualquiera con medidas estándar de 24 milímetros, lo cual deja espacio a la personalización. Y, por fin, funcionará con un abanico mucho más amplio de móviles Android que el modelo anterior (no solo optimizado para los de Sony).

¿Precio? Sony aún no ha confirmado precio, pero sí que estará disponible a nivel mundial a partir del próximo Septiembre. El modelo anterior salio por 150 euros/dólares. Ojalá mantengan ese precio, sería una gran opción.