Ni Huawei, ni ZTE, ni HTC ni LG. Sony quiere convertirse en el tercer fabricante mundial de smartphones solo por detras de Samsung y Apple. Así lo ha reconocido el máximo responsable de la unidad de móviles de Sony, Kunimasa Suzuki, quien ve viable arrebatarle el tercer puesto a la china Huawei. Su principal baza para conseguirlo en la gama alta será el smartphone Xperia Z, pero los precios bajos (y la creciente calidad) de los fabricantes chinos serán difíciles de batir.

Samsung y Apple juntas acaparan más de la mitad del mercado mundial de smartphones, según los últimos datos de la consultora IDC. Sony está ahora mismo en cuarto puesto mundial, por detrás de Huawei y por delante de ZTE, pero por escaso margen (4,5% de cuota de Sony vs 4,3% de ZTE).

Advertisement

Así las cosas, y a falta de que el próximo día 14 Samsung presente el Galaxy SIV, la batalla entre fabricantes de smartphones este año tendrá lugar en tres niveles: Apple y Samsung alternándose el primer puesto; las chinas Huawei y ZTE peleando con Sony por el tecero; y HTC, LG, Nokia y BlackBerry, principalmente, por quedarse en el top-5. Será divertido. [Reuters]