Foto: AP Images

Además de prolífico escritor de novelas de horror, Stephen King es un prolífico troll autor de tuits que causan horror a un individuo muy concreto: Donald Trump. Los ataques de King a la cuenta personal de Trump le han valido el bloqueo. Por fortuna, tenemos una infiltrada: J. K. Rowling.

Todo comenzó cuando Stephen King anunció en su cuenta que Trump le había bloqueado. La causa no hay que buscarla muy lejos. Trump tiende a bloquear a todo aquel que dice cosas que no le guste oír (eso incluye a periodistas, otros políticos y hasta veteranos de guerra) y King es un feroz crítico de la política del actual presidente de Estados Unidos. Solo hay que leer tuits como estos:

Después de escuchar a Comey hoy y a Trump los últimos cuatro meses y medio ya tengo una opinión muy clara sobre quien es el verdadero maníaco.

Si Ivanka Trump hubiera crecido en una granja, como algunos de nosotros, sabría que su padre está cosechando exactamente lo que ha sembrado.

El gabinete de Trump ofrece un curso postgraduado en besar culos.

Todas estas criticas han terminado en Trump bloqueando la cuenta de King, que lo celebraba con el siguiente mensaje:

Trump me ha bloqueado y ya no podré leer sus tuits. Tendré que suicidarme.

El mensaje ha suscitado todo tipo de reacciones, pero una de las más simpáticas ha sido la de J.K. Rowling. La autora de la saga de Harry Potter se ha ofrecido a filtrar los comentarios de King a Donald Trump mediante mensajes directos.

Yo todavía tengo acceso. Se los pasaré por DM en tu nombre.

Desde la Casa Blanca no han hecho comentarios sobre el incidente. Es sabido que Trump bloquea usuarios continuamente, y las cuentas de redes sociales del presidente y su gabinete reciben tantos comentarios que no suelen responder a ellos. [vía Washington Post]

Advertisement