Si juegas a Pokémon Go y te estabas desgañitando con la función de las huellas que indican la proximidad de los pokémon probablemente no estás solo. La función nunca ha operado correctamente y Niantic ha terminado por eliminarla del todo. Es la principal novedad de un parche de actualización que también introduce otros cambios.

El juego muestra una lista de los pokémon cercanos. Bajo el icono de cada una de las criaturas aparecía una hilera de huellas que supuestamente indican la distancia a la que está la criatura. A medida que nos acercamos, estas huellas disminuyen y si nos alejamos aumentan. Desgraciadamente, y como muchos jugadores ya han podido comprobar, las huellas no funcionan en absoluto.

El sistema de huellas ha desaparecido completamente y ahora los pokémon favoritos no pueden ser transferidos.

Tras probar varias soluciones, Niantic ha optado por eliminar el sistema completamente. Tampoco es que se le vaya a echar mucho de menos porque para empezar tampoco era de mucha ayuda.

El aspecto del personaje se puede editar.

El parche que elimina las huellas también acaba con el error que hacía que el juego se colgase en iOS al tratar de activar el sistema de ahorro de batería de la pantalla del iPhone. La buena noticia es que, tras instalar el parche, el juego corre sensiblemente más fluido. Los pokémon favoritos ya no se podrán transferir accidentalmente y se podrá editar el aspecto del jugador. Niantic también ha añadido nuevos avisos de seguridad para tratar de que los jugadores no cometan idioteces como conducir con el juego activo. [vía Eurogamer]

Advertisement

Advertisement

Síguenos también en Twitter, Facebook y Flipboard.