Los videojuegos son maravillosos, y parte de esa maravilla es que pueden llegar a ser hilarantemente absurdos. La saga GTA, por supuesto, no se libra de las situaciones ridículas. Este vídeo creado por MulleDK19 para la ocasión las resume perfectamente.

Cómo el juego mismo. No solo es posible seguir a un incauto excursionista por el desierto y a plena luz del día sin que se de cuenta, sino que basta que le ataquemos para que aparezca todo el departamento de policía de Liberty City a darnos lo nuestro. Hablamos, por supuesto, de esos mismos uniformes que brillan por su ausencia cuando atracamos un banco, secuestramos un avión o provocamos el caos en una calle atestada.

Aunque el vídeo esté obviamente preparado, es solo un ejemplo de esos momentos en los que un glitch o simplemente la mecánica del juego nos obliga a darle a la pausa porque no podemos aguantarnos las carcajadas. [MulleDK19 vía The Next Web]


Síguenos también en Twitter, Facebook y Flipboard.