La película de Warcraft ya casi está aquí, e incluso si no sabes quién es Gul’dan y Garona, básicamente todo lo que muestran los tráilers te resultará bastante confuso. Pero no te preocupes, te vamos a ayudar. Esto es todo lo que debes saber acerca del extraño mundo de Azeroth antes de que comiences tu viaje (desde una sala de cine).

Sí, esa cantina está en la película.

No está basada en el juego World of Warcraft

Hay una sola razón por la que Hollywood nos está regalando una película basada en Warcraft en pleno año 2016, y esa es World of Warcraft. Así hayas o no invertido cientos de horas en ese popular juego MMORPG durante los últimos 12 años, es bastante posible que de una forma u otra te hayas encontrado con alguna referencia al juego o sus personajes, así sea a través del episodio que South Park le dedicó; y es que es un fenómeno cultural. Pero aún así, la película de Warcraft no está basada en World of Warcraft ni sus expansiones.

Advertisement

Ni tampoco está basada en el popular (y oscuro) Warcraft III, el tercer juego en la franquicia que cuenta la historia de un príncipe humano llamado Arthas Menethil, el cual fue corrompido y se volvió un villano, convirtiéndose en el temible Rey Lich. Esta es la historia que la mayoría de los fanáticos quisiera ver en la gran pantalla.

No, en realidad está basada casi por completo en la historia de Warcraft: Orcs & Humans, el primer juego de la saga que inició este mundo por allá en el año 1994. Eso sí, la película no es una adaptación completamente fiel a la obra, dado que algunas cosas fueron cambiadas y ajustadas por parte de Blizzard para crear una historia que se adapte más a los orígenes de World of Warcraft. Pero aún y si estás familiarizado con WoW, la verdad es que no reconocerás a la mayoría de los héroes y villanos que aparecen en la película, dado que se basa en un mundo 30 años antes de los acontecimientos del popular MMORPG.

Es una historia de dos mundos

La primera impresión que nos da la película de Warcraft la hace ver como una película de fantasía cliché, llena de caballeros con sus armaduras brillantes, castillos, magos que arrojan hechizos y orcos feos. Pero la realidad es que tiene un giro bastante interesante basado en la ciencia-ficción. Los orcos que verás en la pantalla en realidad provienen del espacio exterior.

Sponsored

Existen dos planetas importantes en el universo de Warcraft: Azeroth, tierra de los humanos, y Draenor, hogar de los Orcos. Azeroth es fértil y vibrante, Draenor es tétrica y desértica, especialmente gracias a que los orcos han explotado sus recursos durante muchas generaciones. La historia comienza cuando un orco llamado Gul’dan hace un trato con unos demonios llamados la “Legión Ardiente” (de ellos hablaremos más en un rato) y después construye un portal llamado “el Potal Oscuro” que conectará a Azeroth con Draenor, un lugar que los orcos creen que podrán invadir y conquistar como su nuevo hogar. Pero en realidad ellos invadirán porque Gul’dan vendió el alma de todos los orcos a la Legión, quienes disfrutan de ver la guerra entre mundos.

La Alianza versus la Horda

Pero en Warcraft hay mucho más que orcos y humanos (a pesar de que la película se basa en un juego llamado Warcraft: Orcs and Humans). Aunque los veremos muy poco en el film dado que su participación en esta historia es mínima, durante los tráilers pudimos ver algunas tomas en las que aparecen elfos y enanos. Pero Draenor también es hogar de los Draenei, una raza de humanoides azules que huyeron de su verdadero planeta natal después de que fuera destruido por la Legión Ardiente. Eso sí, no esperemos que participen en esta película.

En cabio Azeroth es hogar de distintas razas, de las cuales solo unas pocas aparecen en la película. En el período temporal en el que el film se basa hay distintos tipos de elfos, nomos, enanos, trolls, duendes y Tauren (humanoides con forma de toro). Después de la llegada de los orcos el mundo de Azeroth se dividirá en varias facciones: la Alianza estará conformada por humanos, elfos, enanos y nomos, mientras que la Horda estará conformada por los orcos, Trolls y Tauren. Los duendes, por su parte, se quedarán neutrales para negociar con ambos bandos.

A medida de que World of Warcraft ha crecido y su mundo se ha expandido con el paso de los años han aparecido otras razas, y estas se han unido a las distintas facciones, pero no nos preocupemos por ellas dado que no estarán en la película. Lo único que necesitas conocer actualmente son los nombres “Alianza” y “Horda”, que en la película básicamente suponen “los buenos” contra “los malos”, respectivamente, al menos al inicio de la historia.

Todos los personajes que necesitas conocer en Azeroth

De izquierda a derecha: Anduin Lothar, Rey Llane, Taria, Garona, Durotan, Orgrim y Gul’dan.

Los personajes que conocerás en la película básicamente son los líderes de las diferentes facciones. En el lado de los humanos tenemos al Rey Llane Wrynn (interpretado por Dominic Cooper), a su esposa Lady Taria (Ruth Negga) y el comandante de su ejército, Anduin Lothar (Travis Fimmel). El lado de los Orcos es un poco más complicado: tenemos al siniestro Gul’dan (Daniel Wu) y su teniente Blackhand (Clancy Brown), y otros que no están muy de acuerdo con esta invasión y lo que Gul’dan le está haciendo a su especie, tales como Durotan (Toby Kibbel) y su esposa Draka (Anna Galvin), además del mejor amigo de Durotan, un guerrero orco llamado Orgrim (Rob Kazinsky).

Advertisement

Advertisement

En el medio de todo esto se encuentra un personaje atrapado por el conflicto: Garona (Paula Patton). Ella es mitad orco y mitad humana, y nació como producto de un experimento de Gul’dan para crear un espía perfecto. Garona hace de exploradora en Azeroth antes de que comience la invasión, pero le toma aprecio a los humanos después de pasar tiempo con ellos.

Magia y misticismo

Existen dos tipos de magia en la película de Warcraft, la más tradicional que practican magos como Khadgar (Ben Schnetzer) y Medivh (Ben Foster), y la magia Fel que practican hechiceros como Gul’dan. Los elfos enseñaron a los humanos cómo usar la magia tradicional, y con el tiempo los magos más poderosos crearon su propia ciudad independiente, llamada Dalaran, en la que se dedicaban a investigar el uso y potencial de la magia. En los juegos esta ciudad es un lugar mágico que flota (como puedes ver en la imagen al inicio de este artículo).

En cambio la magia Fel depende del trabajo con demonios como los malvados de la Legión Ardiente. Es magia dedicada al mal y es representada por el color verde en el juego y la película. En el film veremos cómo Gul’dan usa magia sangrienta al alimentar a sus guerreros orcos con sangre de demonio para darles más fuerza, pero es un engaño dado que también los transformará en orcos de color marrón que sucumbirán ante la voluntad de la Legión.

Los orcos en realidad no son los villanos de la película

Y aunque pareciera que los villanos de Warcraft son los orcos, por eso de que están invadiendo Azeroth, la realidad es que todo el mal de esta historia es responsabilidad de la Legión Ardiente, quienes ejercen su voluntad a través de Gul’dan. Estos manipuladores existen desde el inicio de los tiempos en el universo de Warcraft, y son hordas de demonios que se encuentran en toda la galaxia y se dedican a destruir planetas y esclavizar a sus habitantes. Su líder se llama Sargeras quien en el pasado fue un Titán que peleó contra otros demonios hasta que se dejó dominar por ellos, y se transformó en una bestia feroz.

Advertisement

Aunque hay mucha más información acerca de este universo, esto es todo lo que necesitas saber para ver la película. Los orcos puede que se vean como malvados, pero la realidad es que en el mundo de Warcraft hay un verdadero villano que los controla y es responsable de todo lo malo que está ocurriendo en Azeroth.


Síguenos también en Twitter, Facebook y Flipboard.