Este es el salto que da alguien que acaba de pulverizar el récord mundial de cubo de Rubik. Se llama Lucas Etter, tiene 14 años y lleva desde los 10 participando en competiciones oficiales de speedcubers. Con su marca de 4,90 segundos ha superado el récord anterior por 35 centésimas.

Lo curioso es que era la segunda vez que alguien batía la marca de 5,25 segundos en el mismo evento, el River Hill Fall del pasado 21 de noviembre. Keaton Ellis, el poseedor del anterior récord, había logrado batirse a sí mismo ese día con un tiempo de 5,09 segundos. Pero Lucas consiguió superar ambas marcas.

El tiempo de Lucas Etter es impresionante, especialmente si ves paso por paso todos los movimientos que hace en esos 4,90 segundos. Según las reglas de la World Cube Association, el cubo de Rubik se gira al azar por un programa de ordenador y todos los competidores tienen 15 segundos para estudiarlo antes de intentar resolverlo. [vía Ruwix]

***

Psst! también puedes seguirnos en Twitter y Facebook :)