Un panel que transforma el aire en agua potable. Lo han instalado en Lima, Perú, que es la segunda capital más grande del mundo ubicada en un desierto aunque con una humedad del aire del 98%. Eso hace posible que el sistema interno instalado en el panel lo transforme en agua potable. Maravilloso.