Jon Kessler es un artista conocido por sus extrañas esculturas cinéticas, formas en movimiento constante que muestran sus tripas al visitante. Kessler ha inaugurado en el Instituto Suizo de Nueva York una nueva y fascinante instalación sobre el caótico mundo hiperconectado en el que vivimos. Se llama The Web y te la mostramos en el vídeo de arriba.

En el mundo de Kessler todo se mueve y está conectado. Te encuentras, por ejemplo, una cámara de vigilancia que parece que no hace absolutamente nada pero que en realidad escupe imágenes a un monitor a varios metros de distancia. Una objeto en una esquina está conectado a otro en la esquina opuesta. Y todo a través de la tecnología. Una interesante forma de representar el mundo actual. Si no puedes ver la instalación en persona, siempre tendrás el vídeo de arriba y algunas fotos más debajo. Disfruta.