[Actualización: Lo peor que podía pasar ha pasado. Después de haber navegado desde 2007 por puertos de todo el mundo, el patito ha encontrado su final en Hong Kong. La figura comenzó a desinflarse por causas desconocidas y ha tenido que ser recogida para su reparación. ¡Larga vida al pato gigante!] Los habitantes de la tecnificada y exótica Hong Kong han asistido hoy a la sorprendente llegada por mar de un patito de goma de más de 16 metros de altura. El patito ha sido asistido por remolcadores hasta arribar a buen puerto entre los rascacielos de la ciudad.

Contra todo pronóstico, Godzilla no ha emitido ningún aviso reportando haber perdido su patito de goma. La descomunal figura es obra del artista holandés Florentjin Hofman, cuya afición por ubicar objetos de gran tamaño en ciudades le ha dado popularidad. A continuación tenéis dos fotos espectaculares más de la llegada del patito. Si queréis saber más sobre la curiosa obra de Hofman, sólo tenéis que pinchar en el enlace a continuación. Merece la pena [Hofman] [Mercury News]

Fotos: AP Images