Kai Hamano, mejor conocido como Kaihama en el mundo del streaming de videojuegos, no se esperaba lo que sentiría al transmitir en vivo su partida en el nuevo juego de Pokémon. Mientras se encontraba explorando el mapa de Alola y capturándolos a todos, su habitación se sacudió con fuerza. Era un terremoto.

Y es que esta semana un sismo de magnitud desde 6.9 a 7.4 sacudió las cercanías de la isla Honshu en Japón, y el temblor llegó hasta la ciudad de Tokio, donde Kaihama lo pudo sentir de primera mano.

Advertisement

Advertisement

Durante su partida (aproximadamente en el minuto 3:59:00 de este enlace) el jugador comenzó a sentir la habitación moverse, hasta que la sacudida fue inconfundible: se trataba de un terremoto, a lo que respondió “Dios mío, este será grande”. Los espectadores le alentaron a huir, pero prefirió seguir con su partida. Al fin y al cabo evolucionar los pokémon lleva tiempo, y ni las catástrofes naturales pueden detener a los mejores entrenadores.

Al final el terremoto dejó 15 heridos y una alerta de tsunami, pero afortunadamente ninguna otra tragedia. Más que la batalla que perdió Kaihama casi al finalizar su transmisión. [vía Kotaku]


Síguenos también en Twitter, Facebook y Flipboard.