2015 ha sido un año de cambios para Marvel, algunos bastante drásticos. Algunos de sus personajes más conocidos y populares ya no son como eran: tenemos un nuevo Capitán América, un nuevo Spider-Man y una nueva Thor. Pero también tenemos una nueva Wolverine (sí, mujer), y es otra pieza clave en ese aire fresco y moderno que Marvel quiere darle a su universo.

Wolverine, o mejor dicho, James “Logan” Howlett, tiene más de 50 años como parte clave del universo de Marvel. Es “el mejor que hay en lo que hace”, y nos lo recuerda constantemente. Su malhumor, violencia y carácter fuerte, además de ese peculiar corte de pelo, ha estado presente en demasiadas historias, incluyendo en el cine, y es uno de los personajes más populares en todo el mundo de los cómics, no solo en Marvel.

Advertisement

Quitarle el título de “Wolverine” y dárselo a otra persona fue un movimiento muy arriesgado, y aún más cuando se lo han dado a una mujer. Pero déjenme contarles varias cosas: ha sido una gran idea, la historia luce prometedora y, finalmente, Logan no ha desaparecido del universo Marvel... solo ha cambiado.

La nueva etapa de Marvel

La mayoría de las historias que hoy por hoy conocemos de Marvel en realidad no son nada nuevas, llevan décadas siendo adaptadas a la televisión, al cine, como caricaturas e incluso como cómics. Son reboots infinitos que siempre cuentan lo mismo.

Pero en algún momento alguien se atrevería a cambiar, a dar un paso hacia el futuro, a modernizar las historias de estos personajes tan populares. Sí, han creado superhéroes y supervillanos nuevos, pero también nos han dejado claro que los “nombres” de superhéroes que conocemos en realidad no pertenecen a una persona, son un título. Cualquiera puede ser Iron Man, cualquiera puede ser Spider-Man, cualquiera puede ser Wolverine y cualquiera puede ser Thor (la mitología griega no tiene nada que ver), ya sean hombres, mujeres, negros, blancos, heterosexuales o no. Es un título, y el único requisito para llevarlo es ser digno de él (y que tu antecesor te pase el testigo).

The All-New Wolverine

En el caso de Logan, le ha pasado el testigo a nada menos que su pupila. Ha aprendido del mejor, y ahora es la mejor. Alguien tenía que llenar los zapatos de Logan, dado que está muerto en el universo de Marvel (murió en un evento especial en el año 2014). Aquí no es capricho, aquí es herencia. Wolverine ha muerto, el mundo (de Marvel) necesita uno nuevo.

Sponsored

Y la elegida es Laura Kinney, mejor conocida simplemente como X-23, una chica que fue creada como clon de Logan para tener todas sus habilidades, desde su olfato superdesarrollado hasta, por supuesto, su habilidad de curarse, y tiene su propia versión del esqueleto de adamantio que le da sus características garras a Logan.

¿Recuerdas que el esqueleto de Logan en realidad se lo dieron en un experimento científico, que buscaba crear “el arma definitiva”? Pues de allí nació X-23; cuando intentaron replicar el Proyecto Arma X decidieron clonar a Logan y hacerlo aún más mortal. Laura se escapó de esto, y Logan la tomó bajo su ala. La entrenó y fue su pupila. En muchos cómics tratan esta relación, y en el nuevo All New-Wolverine vemos algunos flashbacks en los que Laura recuerda cómo fueron sus días junto a Logan, lo extraña, pero no la define. Es, simplemente, un pasado que la ayudó a ser lo que es, que la motiva.

El viejo y conocido Wolverine tiene tantas historias que es imposible decir que la de la nueva Wolverine es igual de buena. Pero el primer número sí marca un antes y un después, habla de conspiraciones, de cómo el pasado de Laura la acosa y la atormentará en su historia. Promete.

Advertisement

Y para los fanáticos del viejo Logan, él puede que haya muerto, pero cuando escribí sobre los nuevos cómics que formarán parte del renovado universo de Marvel noté que Logan está allí, como un anciano. De alguna forma estará conectado a la historia de Laura y los X-Men, quizás como un Logan de un universo alternativo. No lo sé, pero estará. Eso quiere decir que tendremos dos Wolverine vivos al mismo tiempo, lo cual es una idea brutal.

¿Qué le espera al futuro de Marvel?

Lo que necesita desde hace tanto tiempo, así a muchos les cueste entenderlo: cambios. Cambios y evolución.

Marvel entendió que no puede amarrarse a la misma historia y los mismos pocos personajes durante toda la eternidad. Era hora del cambio, y las historias como la nueva Wolverine son justo eso.

Advertisement

Hay una frase que leo mucho cuando defiendo el cambio en el mundo de Marvel: “Deberían crear nuevos superhéroes y no cambiar a los viejos”. La primera parte es completamente cierta, deberían haber nuevos personajes, únicos y originales, pero a su vez no es cierto que los viejos no puedan cambiar. De hecho, todo lo viejo tiene que cambiar, tarde o temprano. Nadie es eterno (excepto Visión, quizás) y darle un aire fresco a los personajes de toda la vida, darles una nueva vida, y permitir que otros se identifiquen con ellos, hacerlos más humanos, es el siguiente paso en el mundo de los cómics. Todos pueden cambiar, así como las personas cambian. Vamos a darle una oportunidad, que estoy seguro que van a sorprendernos. (Excepto Batman, a Batman que me lo dejen quieto).

En las películas, sin embargo, no esperemos que nada cambie en mucho tiempo.

***

Psst! también puedes seguirnos en Twitter y Facebook :)