Un grupo de hackers ha logrado acceder al sistema de una camioneta Jeep Cherokee y realizado acciones tan peligrosas como girar bruscamente el volante o activar el freno de mano (o estacionamiento) a altas velocidades, demostrando así las vulnerabilidades de su sistema.

Este es el mismo grupo que logró hackear una Cherokee el año pasado de forma remota, solo que en aquella ocasión el riesgo no era tan grande debido a que no habían tomado control de sistemas tan importantes como el volante y los frenos del automóvil.

Advertisement

En este caso, aunque la conexión no ha sido de forma remota sino a través del sistema de diagnóstico del motor de Jeep, usando una laptop han podido hacer giros drásticos del volante, aunque por ahora solo lo han podido lograr mientras el vehículo se encuentra andando en reversa (debido a que la Cherokee está programada para mover el volante por sí sola mientras el vehículo está usando el sistema de estacionamiento guiado). Sin embargo, el hecho de poder activar el freno de mano mientras andaban a altas velocidades es mucho más preocupante.

Aquí demuestran cómo activan el freno de mano de la Cherokee mientras el vehículo estaba andando:

El proceso para hackear la Cherokee es bastante complicado, pero con ello quieren notificar al fabricante de los riesgos de hacer vehículos cada vez más conectados y autónomos pero no implementar medidas de seguridad a prueba de esta clase de fallos e intrusiones. [vía Wired / Jalopnik]

Sponsored


Síguenos también en Twitter, Facebook y Flipboard.