Windows 10 podría hacer su debut oficial en enero de 2015. Microsoft ya avisaba de que la versión definitiva de su nuevo sistema operativo se presentaría a comienzos de año pero parece que no será en el CES. Fuentes cercanas a la compañía han informado a The Verge que Windows 10 se presentará en un evento independiente que tendrá lugar a finales de enero.

Windows 10 correrá en una larga lista de dispositivos, así que se espera una presentación mucho más larga y con más novedades que la conferencia en la que se anunció la beta para desarrolladores. Parece que la compañía también aprovechará el evento para anunciar nuevas funciones en Xbox One.