Las ultimas noticias en tecnología, ciencia y cultura digital.
Las ultimas noticias en tecnología, ciencia y cultura digital.

El smartphone cambió el mundo, pero no todo fue para mejor. Los dispositivos móviles están llenos de distracciones interminables que matan la productividad, y la posibilidad de hacer una llamada telefónica parece haberse convertido en lo último que se nos ocurriría hacer. A Justine Haupt, frustrada, se le ocurrió una solución poco ortodoxa: diseñó y construyó un teléfono móvil con un disco de marcar (también conocido como dial giratorio) que parece algo de hace 40 años.

Hay una generación entera que probablemente no podrá entender el teléfono móvil con disco de marcar de Haupt, llamado Rotary Cellphone, ni mucho menos por qué tiene una extraña rueda circular fijada en la parte superior. Para el resto de nosotros que sufrimos durante un tiempo en el que hacer llamadas significaba girar una rueda de plástico, la creación de Haupt parece que fue traída a la Tierra desde una dimensión paralela donde los teléfonos móviles tomaron una ruta evolutiva completamente diferente, y donde las tecnologías como las pantallas táctiles nunca se hicieron realidad.

Advertisement
Si eres de los que no entienden qué es ese disco, los usuarios deben colocar un dedo en el orificio del número que quieren “presionar” y luego girar el disco hasta que su dedo golpeara un clip de metal, en ese momento se debe soltar el disco para que vuelva a su lugar original el dial y volvería a su lugar. El proceso se debe repetir por cada número.
Si eres de los que no entienden qué es ese disco, los usuarios deben colocar un dedo en el orificio del número que quieren “presionar” y luego girar el disco hasta que su dedo golpeara un clip de metal, en ese momento se debe soltar el disco para que vuelva a su lugar original el dial y volvería a su lugar. El proceso se debe repetir por cada número.
Foto: Justine Haupt.

Según la web de Haupt, donde proporciona muchos detalles sobre cómo surgió esta creación, el disco de marcar en sí fue rescatado de un teléfono Western Electric Trimline que tenía un hardware más compacto que otros teléfonos con disco de hace décadas. Eso, junto con los componentes electrónicos necesarios para hacer la interfaz de marcación con los chips celulares modernos, lo ha integrado en una placa de diseño personalizado fabricada en China, para después meter todo en una caja hecha mediante impresión 3D. El Rotary Cellphone está lejos de ser de bolsillo (a menos que estés usando un abrigo enorme) pero es lo suficientemente compacto y liviano como para levantarlo y sostenerlo en la oreja durante la duración de una llamada telefónica promedio.

Una pantalla curva de papel electrónico muestra la información y el historial de las personas que llaman, como un buscapersonas de la vieja escuela.
Una pantalla curva de papel electrónico muestra la información y el historial de las personas que llaman, como un buscapersonas de la vieja escuela.
Foto: Justine Haupt.
Advertisement

A pesar de que luce algo primitivo, Haupt integró algunas características útiles tomadas de los teléfonos inteligentes modernos, incluyendo un medidor de señal de 10 LEDs, botones de acceso directo programables para llamar a personas específicas, un interruptor de encendido y apagado que se desliza físicamente, y una pantalla curva de papel electrónico con dos secciones para mostrar información en la parte trasera del teléfono, como por ejemplo las llamadas perdidas, como lo haría un buscapersonas de la vieja escuela.

En su página web, Haupt ha compartido no solo fotos de cómo creó su Rotary Cellphone, sino también esquemas y enlaces a todos los archivos de diseño originales, publicados como materiales de código abierto, lo que permite a cualquier persona con la experiencia técnica necesaria construir el suyo propio.

Advertisement

Share This Story

Get our newsletter