Echar un vistazo a las nuevas infraestructuras de gigantes como India, China o Emiratos Árabes Unidos es lo más parecido a admirar proyectos faraónicos del futuro. Si Abu Dabi levantará un aeropuerto en mitad del desierto y China planea uno con nueve pistas de aterrizaje, India acaba de estrenar una nueva terminal en Bombay que es un fascinante cruce entre tradición y arquitectura de alta tecnología.

La terminal, que ha costado casi 900 millones de dólares, es la primera renovación del aeropuerto de Bombay en 30 años.

Advertisement

Como muchos de los nuevos proyectos arquitectónicos en la India, se ubica en mitad de una enorme zona de chabolas donde reina la más profunda pobreza. Muchos de sus habitantes dependen para sobrevivir de los desperdicios generados por la actividad del aeropuerto, sus tiendas y hoteles de lujo. De hecho, la finalización del proyecto se retrasó por los problemas para desalojar buena parte de las chabolas al comienzo de la construcción.

Ahora, la nueva terminal presume entre otras cosas de enormes murales artísticos sobre Bollywood y un diseño arquitectónico inspirado, según sus arquitectos, en los pavos reales. Debajo puedes ver más fotos.

Advertisement

Fotos: AP