Este ciclo nunca acaba en los smartphones. Apple lanza su propia versión de una tecnología que ya existía, los acusan de copiarse de Android y después un fabricante Android copia esa función inspirándose en Apple. Esta vez ha sido el nuevo Honor V10 que ha copiado Face ID e incluso los animojis del iPhone X.

Advertisement

Honor, compañía propiedad de Huawei, ha presentado su nuevo smartphones sin marcos llamado Honor V10. Entre sus características cuenta con un procesador Kirin 970, 4 o 6 GB de memoria RAM y hasta 256 GB de capacidad de almacenamiento, todo eso funcionando con la versión de Android 8.0 Oreo. En cuanto a sus cámaras cuenta con un sensor dual trasero (16MP y 20MP) y una cámara de 13MP frontal.

Sin embargo, lo más interesante del V10 es el énfasis que hizo la compañía en la tecnología de reconocimiento facial. Durante la presentación del móvil mostraron un sistema de escáner facial que se nos hizo bastante familiar.

Imagen vía: WinFuture.

Advertisement

Imagen vía: WinFuture.

¿Todavía no lo recuerdas? ¿Ni siquiera con esa segunda imagen que muestra una serie de sensores escondidos en una “pestaña” en la parte superior de la pantalla del Honor V10? Te daré una pista:

Advertisement

Efectivamente, lo nuevo de Honor intenta copiar descaradamente a Face ID, a tal punto de usar el mismo estilo de presentación y hablar de cómo el sistema de Huawei es capaz de mapear el rostro del usuario “con 300.000 puntos” para ser una medida de seguridad infalible de reconocimiento facial.

Imagen vía: WinFuture.

La copia llega a tal punto que incluso han intentado imitar los animojis del iPhone X de Apple. No obstante, si esperas algo que luzca así:

Advertisement

Te encontrarás algo que luce así:

Imagen vía: WinFuture.

Evidentemente, las copias en el mundo de la tecnología nunca se detienen, pero al final no importa quién la incorporó primero, sino quién lo hizo mejor. La imagen sobre estas líneas me deja claro que el V10 no ha sido.

Advertisement

El Honor V10 saldrá a la venta el próximo 5 de diciembre por unos 400 dólares, comenzando únicamente en China. [WinFuture vía BGR]