Soy australiano, y he notado que, en Internet, las personas que no son australianas viven convencidas de que esta es una isla de la muerte en la que en cualquier momento un animal asesino puede picarte, morderte, empalarte o devorarte vivo. Es cierto, pero solo en parte.

Bajo ciertas circunstancias y en determinados lugares sí que debo reconocer que hay algunos animales a los que sencillamente no deberías tocar las pelotas. Arañas de espalda roja, serpientes de color marrón, cualquier cosa que viva en el agua...

Centrarse en esa mitad de la historia es un poco injusto porque significa que os estáis perdiendo la otra mitad, que es lo que pasa cuando un continente separado del resto durante millones de años decide ser la cuna de una fauna realmente rara. A continuación os ofrezco una lista de animales que probablemente puedan haceros daño pero al menos no os matarán. Están ordenados por cuánto me gustaría tenerlos como mascota.

10. Canguro

Los canguros son nuestro icono nacional. También son la mierda. Son lo peor, una plaga. Pueden parecer achuchables, pero te aseguro que no lo son. Cuanto más los miras, más te das cuenta de lo raras y desagradables que son sus patas, como si alguien hubiera insertado un ciervo en lo alto de dos patas de pollo gigantes.

Advertisement

¿Puede matarme? No directamente. Te atacarán y te pueden dar un buen guantazo si les molestas (especialmente los rojos gigantes), pero no te perseguirán para matarte. Sin embargo, sí que matan gente poniéndose delante de sus coches en el peor momento. Por eso están en décimo puesto.

9. Cacatúa

Tienen un estupendo corte de... plumas y algunas hablan si se las entrena. Son casi el pájaro perfecto.

¿Puede matarme? Jeje... no

8. Tiburón de Port Jackson

Las aguas de la costa de Australia están llenas de cosas que están específicamente diseñadas para poner fin a tu vida, pero no todos sus habitantes son asesinos. El tiburón de Port Jackson puede crecer hasta los 1,5 metros y solo se dedica a pasar el rato en el fondo del mar. Además pone unos huevos geniales que parecen la camada de un monstruo extraterrestre que estuviera creciendo para abalanzarse sobre Tokio.

¿Puede matarme? El último ataque de un tiburón de Port Jackson a un ser humano se remonta a 2011. Sus dientes ni siquiera pudieron penetrar la piel de la víctima.

7. Petauro del azúcar

El petauro del azúcar o falangero del azúcar es un opossum. Para muchos estadounidenses, un opossum es una criatura chillona salida del infierno. Los opossum australianos son diferentes. Son como ardillas, solo que un poco más ruidosas. Este en concreto puede planear y es super adorable.

¿Puede matarme? Quizá con una se esas miradas tiernas.

6. Quokka

Un Quokka es definitivamente lo que saldría en un anime infantil protagonizado por canguros.

¿Puede matarme? ¿Cómo eres capaz siquiera de hacer esa pregunta?

5. Koala

Los koalas duermen durante unas 18 o 20 horas diarias. Al igual que el resto de animales de esta lista, tienen aspecto de pokémon.

Advertisement

¿Puede matarme? No. Ocasionalmente pueden atacar seres humanos si se sienten muy amenazados, pero con solo 4 horas al día disponibles, no pueden perder el tiempo en matarte y alimentarse de tu cadáver.

4. Águila Audaz

A medida que se acerca la época de cría, las parejas de águilas audaces se acercan y se atusan las plumas mutuamente. También realizan dramáticos espectáculos de acrobacias aéreas sobre su territorio. A veces, el macho desciende en picado a una velocidad vertiginosa sobre la hembra y pasa a ras de ella con alas extendidas. Ella lo ignora a propósito, pero a veces vuela con él boca abajo y se sujetan con las garras haciendo un doble giro.

¿Puede matarme? A ti no. A cualquier otro animal terrestre del continente es muy probable.

3. Wombat gigante

Es como una especie de hamster, solo que enorme. Vive bajo tierra y sus excrementos son cúbicos (literalmente). Se pueden domesticar y son muy dóciles. Si se les ataca, su única respuesta es correr de cabeza a su madriguera y bloquear la entrada con su propio trasero, que es a prueba de mordiscos.

¿Puede matarme? No.

2. Ornitorrinco

Nadie sabe cómo demonios hemos llegado al ornitorrinco actual. Cuando los primeros británicos llegaron a la isla pensaron que se trataba de una elaborada broma de los nativos. No lo es. Realmente tenemos una especie de conejo con pico de pato que vive en el agua pero es un mamífero.

Advertisement

¿Puede matarme? No, pero puede hacerte mucho, mucho daño. Tiene unos espolones en sus aletas que segregan un doloroso veneno. Sí, es un mamífero venenoso. Australia.

1. Canguro arborícola

Sólo mírale a la cara. Te juro que es un animal real y Canguro arborícola es su nombre real. Es un pokémon hecho realidad, un canguro que vive en los árboles y también es adorable. Quiero uno como mascota.

¿Puede matarme? Lárgate de aquí.

[Artículo original publicado para Kotaku por Luke Plunkett.]