Canonical quiere fabricar su smartphone Ubuntu Edge, y para ello necesita 32 millones de dólares. La compañía detrás del popular sistema operativo basado en Linux ha comenzado una campaña de financiación colectiva en Indiegogo, en la que los interesados en este superteléfono pueden apoyar el proyecto a cambio de un Ubuntu Edge que se haría realidad en mayo de 2014.

El Ubuntu Edge es un terminal de gama alta con unas especificaciones nada despreciables. Dotado de un diseño anguloso de 64 x 124 x 9 milímetros, el Edge aún no tiene fijadas todas sus especificaciones, pero Canonical quiere dotarlo de procesador a cuatro núcleos, 4GB de RAM y unos espectaculares 128GB de espacio para almacenamiento. La razón de tanta memoria interna es que el teléfono tendrá un arranque dual Android y Ubuntu, y este último sistema operativo es una versión táctil que ofrece las mismas prestaciones que la de escritorio. En teoría, con el Ubuntu Edge llevaremos un ordenador completo en el bolsillo que podremos conectar a pantallas compatibles mediante MHL.

El terminal se completa con una cámara de 8 megapíxeles, y pantalla de 4,5 pulgadas y resolución 1280 x 720 pixeles recubierta de zafiro. La conexión del teléfono sería 4G LTE.

El proyecto acaba de desembarcar en Indiegogo con una promoción de arranque por la que podemos apuntarnos a recibir el smartphone por 600 dólares. A partir de mañana, el precio base para recibirlo, si la campaña sale adelante, será de 830 dólares [Indiegogo vía The Verge]