Space Engine es un simulador tridimensional que recrea objetos astronómicos como estrellas o planetas de la manera más realista posible en función de los datos disponibles. Por supuesto, alguien ya ha introducido los datos de los 7 nuevos exoplanetas del sistema estelar Trappist-1.

Ese alguien es un entusiasta de Space Engine llamado Vladimir Romanyuk. Si tienes mucha curiosidad por saber qué aspecto (muy hipotético) tendrían los planetas potencialmente habitables de Trappist-1, solo tienes que instalar la plataforma Space Engine y descargar el paquete de planetas creado por Romanyuk. Si te da pereza, puedes seguir este recorrido en vídeo.

Vaya por delante que la simulación no debe tomarse como un documento científicamente riguroso. Aún sabemos tan poco sobre los planetas de Trappist-1 que es imposible saber a ciencia cierta que aspecto tienen. De todos modos, el vídeo es una buena manera de satisfacer nuestra curiosidad por el nuevo sistema hasta que los astrónomos logren recabar más información. Romanyuk, de hecho, introduce algunas licencias manuales para que el simulador pueda procesar los exoplanetas sin atragantarse.

Advertisement

Advertisement

El resultado es fascinante. Varios de los planetas en zona habitable tienen océanos de agua líquida pero al estar acoplados a marea, esos océanos se limitan al anillo que separa la mitad que siempre recibe luz de Trappist-1 (árida), de la mitad oscura (cubierta de hielo). [vía Motherboard]