Imagen: AP

Iba a pasar cinco años entre rejas, pero un tribunal ha suspendido su condena. Lee Jae-yong, vicepresidente y heredero del conglomerado de empresas más grande de Corea del Sur, ha quedado en libertad condicional gracias a que un juez dio por buena la apelación de sus abogados.

Lee hab├şa sido condenado por los delitos de soborno, malversaci├│n de fondos, ocultaci├│n de activos en el extranjero, encubrimiento de actos criminales y perjurio. El heredero y l├şder de facto de Samsung pag├│ 38 millones de d├│lares a la expresidenta Park Yong-jin a cambio de favores pol├şticos. La fiscal├şa pidi├│ 12 a├▒os de c├írcel como demostraci├│n de que ning├║n negocio estaba por encima de la ley, pero la condena se qued├│ en cinco y finalmente ha quedado suspendida. Seg├║n el juez de apelaciones, Park ÔÇťintimid├│ÔÇŁ a Lee para que la sobornara y este ÔÇťno pudo oponerseÔÇŁ.

Advertisement

Tras un a├▒o en prisi├│n, Lee pasar├í otros cuatro en libertad condicional. Es la tercera generaci├│n de l├şderes de Samsung condenados, tras su abuelo y su padre, Lee Kun-hee, que recibi├│ una sentencia de tres a├▒os por evasi├│n fiscal en 2009, pero tambi├ęn fue liberado de los cargos. Los surcoreanos est├ín acostumbrados a que los l├şderes de los chaebols o conglomerados empresariales reciban sentencias de poca importancia o sean indultados. Samsung representa cerca de un tercio de la econom├şa del pa├şs.

[Bloomberg]