Imagen: Prographer

Cuando era joven, me deleitaba preparando un ordenador nuevo, instalando programas en el sistema operativo como si estuviese ordenando la brillante ciudad de Brasilia. Ahora estoy más entrado en años, me duele la espalda al sentarme, y configurar un ordenador nuevo es un incordio. Puedo prescindir de algunas aplicaciones durante semanas o meses, pero dependo de un gran número de ellas en mi día a día. O para decirlo de manera más optimista: estas aplicaciones me hacen mucho más productivo. Tal vez te ayuden a ti también. Me llegó un Mac nuevo al trabajo la semana pasada y esto es todo lo que instalé en él.

  • Chrome: Solo uso Safari para probar cosas. Firefox ultimamente ha mejorado mucho, pero dependo de muchas extensiones de Chrome, sobre todo de una: Workona. Afortunadamente, Chrome sincroniza automáticamente todas mis extensiones, por lo que es una cosa menos que tengo que hacer.
  • Dropbox: No puedo confiar en un solo ordenador para guardar mis archivos. Uso la sincronización selectiva para salvar mis carpetas útiles, como la que contiene mis GIFs (Giphy no me parece suficiente). Además, puedo trabajar desde casa o incluso revisar algún archivo desde mi teléfono si tengo que hacerlo.
  • 1Password: Odio tener que iniciar sesión en todo cuando tengo un ordenador nuevo, especialmente si tengo activada la autenticación en dos pasos. 1Password lo hace más llevadero.
  • Slack: Esto es lo que usamos en el trabajo en vez del correo electrónico. Tenerlo todo en una sala de chat común continua tiene sus desventajas, pero aún así es mucho mejor que los largos hilos por correo. Y dado que casi todos mis correos electrónicos son con gente externa, no tengo que cambiar el chip entre hablar con mis compañeros y hablar con fuentes o lectores.
  • Spotify: Estoy suscrito a Apple Music y Spotify. Se que es algo estúpido pero tiene su porqué. Spotify es algo más social, y Apple Music se integra mejor con la música que realmente poseo.
  • Simplify: Le dice a last.fm qué música escucho en Spotify y en iTunes. Tengo un interés malsano en controlar meticulosamente mis hábitos de escucha, por lo que odio que no quede registrado todo lo que escucho. Me he prometido dos veces que eliminaría mi cuenta de last.fm y me liberaría. He fracasado en ambas.
  • Private Internet Access VPN, Malwarebytes anti-malware, y Sophos Home anti-virus: Honestamente, podía saltármelos, pero más tarde lo lamentaría. Con el tiempo he aprendido a usar el hilo dental y a instalar mis aplicaciones de seguridad al instante.
  • Photoshop: Para añadir un logo a una imagen o para “ampliar” una imagen rellenando los lados con el content-aware fill.
  • Fantastical: Ideal para suscribirse a muchos calendarios. Fantastical no tiene su propia función de sincronización, así que tengo que suscribirme a mis calendarios de Google/Facebook/etc cada vez que lo instalo en un nuevo dispositivo. Vale la pena por las diferentes funciones de visualización, las notificaciones y la forma de añadir eventos.
  • VLC: Quicktime es horrible. VLC soporta más formatos de archivo y tiene más opciones de reproducción.
  • Yoink: Me permite arrastrar y soltar archivos en un espacio temporal, en lugar de moverlos al escritorio y sacarlos luego de ahí. El finder debería venir con esta función de serie.
  • Bartender: Mac OS me permite ocultar los elementos de la barra de menú, pero es muy difícil recuperarlos. Bartender simplemente los esconde con un solo clic. Ahí es donde coloco Airplay, Adobe Creative Cloud, Dropbox y otros elementos que solo necesito ver ocasionalmente.
  • Freedom: Para bloquear Twitter, Facebook, etc. cuando tengo que trabajar.
  • Wunderlist: Wunderlist es donde pongo mis pensamientos, ideas y citas al azar, porque es más conveniente que guardar archivos de texto.
  • Todoist: Aquí es donde pongo las tareas reales que tengo que hacer, pero eventualmente las abandono y en su lugar utilizo la aplicación Recordatorios. Aunque de vez en cuando si tengo un proyecto lo suficientemente complejo y que tenga que compartir con alguien, utilizo Todoist.

Finalmente, me descargo algunas más: la calculadora Soulver, Piezo para grabar fragmentos de audio de otras aplicaciones, Highland 2 para escribir, Smallpdf para cosas complejas de PDFs, Disk Map para visualizar cómo está el espacio de mi disco duro y, para terminar, instalo también Office y Skype. Necesito todas estas aplicaciones de inmediato, o mi ordenador todavía parecerá el de otra persona.