Las ultimas noticias en tecnología, ciencia y cultura digital.
Las ultimas noticias en tecnología, ciencia y cultura digital.

Este es el disco duro SSD que pondré en mi próximo PC

4.2K
24
Save
Ilustración para el artículo titulado
Imagen: Joanna Nelius/Gizmodo

Un SSD PCIe 4.0 M.2 es el “primo de Zumosol” de los SSD habituales. Este tipo de disco duro es más nuevo y más rápido, y con las nuevas opciones que han puesto sobre la mesa AMD, Intel y Sony, ahora tenemos más razones que nunca para actualizar nuestro ordenador.

Advertisement

Los PCIe 4.0 son aproximadamente el doble de rápidos que los PCI 3.0. Muchos SSD PCIe 3.0 alcanzan un máximo de 3500 MB/s, mientras que los PCIe 4.0 pueden alcanzar 5000 MB/s o incluso más. Los PCIe 4.0 pueden manejar el doble de ancho de banda que los PCIe 3.0 (32 GB/s frente a 16 GB/s), lo cuál puede ayudar a disminuir los tiempos de carga de los juego o reducir el tiempo de transferencia de archivos. Es una de las mejoras más simples que puedes hacer para dar un salto de velocidad a tu PC, portátil y, dentro de poco, a tu PS5.

AMD fue la primera en ofrecer compatibilidad con PCIe 4.0 en sus últimos chips de la serie 500, por lo que cualquiera de sus últimas placas base admite estos dispositivos de almacenamiento. Intel también admitirá PCIe 4.0 en su próximo chipset, aunque no todas esas placas base de la serie 500 están en venta todavía. (Todavía estamos esperando el lanzamiento de los procesadores de escritorio de 11a generación de Intel).

Sin embargo, muchas placas base de la serie 400 son compatibles con PCIe 4.0, pero los usuarios de Intel no han podido aprovecharse de ellas; la compañía tuvo problemas para que su chipset de la serie 400 funcionara con PCIe 4.0 en sus procesadores de décima generación. Sin embargo, Intel ha conseguido que funcione en su próxima generación de procesadores de escritorio. Y teniendo en cuenta que Sony supuestamente anunciará este verano qué SSDs PCIe 4.0 M.2 funcionarán en las ranuras de almacenamiento expandibles de la PS5, ahora podría ser un buen momento para comenzar a buscar un nuevo SSD M.2.

El número de SSD PCIe 4.0 que hay en el mercado sigue creciendo y todos los principales fabricantes han lanzado sus propios modelos. Solo pude poner mis manos en cuatro SSD para esta prueba, aunque hay otros de Seagate y Western Digital por ahí. Hay mucho de lo que hablar: velocidad, precio, con disipador o sin el, y dependiendo de dónde se encuentre la ranura M.2 de tu placa base, incluso podemos hablar del encaje correcto.

Estos son los modelos que probé:

  • Samsung 980 Pro 500 GB (hasta 7000 MB/s de lectura)
  • Corsair MP600 500 GB (hasta 4950 MB/s de lectura) con disipador de calor
  • XPG Gammix S70 2 TB (hasta 7400 MB/s de lectura) con disipador de calor
  • Sabrent Rocket 1 TB (hasta 5000 MB/s de lectura)

Todos los SSD anteriores fueron testados en el mismo PC: placa base Asus ROG Crosshair VIII Hero, CPU Ryzen 9 5950X, GPU Nvidia GeForce RTX 3080, DRAM G.Skill Trident Z Royal DDR4-3600, PSU Seasonic Focus GX-1000; y un Corsair H150i Pro RGB 360 mm AIO para enfriar. Para las pruebas de transferencia de archivos utilicé un SSD Samsung 970 Evo M.2 de 500 GB (PCIe 3.o).

Advertisement

Velocidad

Hay algunos puntos de referencia importantes cuando tratamos de medir la velocidad de almacenamiento. Los principales son la velocidad secuencial de lectura y la de escritura, es decir, cómo de rápido una unidad puede analizar la información almacenada en sí misma y cómo de rápido puede guardar información en ella en un orden determinado. También existen velocidades de lectura y escritura aleatorias, o cómo de rápido un SSD puede realizar esas tareas con información que está “fuera de su sitio”.

Advertisement

Ejecuté varias pruebas sintéticas de velocidad de lectura y escritura diferentes con CrystalDiskMark. Como era de esperar, los SSD con velocidades de escritura y lectura secuenciales más rápidas salieron en cabeza, ya que las velocidades secuenciales siempre son más rápidas. Pero en las pruebas de velocidad aleatorias es donde la cosa se puso interesante.

Advertisement

CrystalDiskMark tiene cuatro pruebas diferentes: dos que miden velocidades secuenciales y dos que miden velocidades aleatorias. Las pruebas secuenciales de lectura/escritura del Q8T1 ejecutan ocho tareas consecutivas y el Q1T1 solo ejecuta una tarea. La prueba de lectura/escritura aleatoria Q32T1 ejecuta 32 tareas consecutivas, y la prueba de lectura/escritura aleatoria Q1T1 ejecuta solo una. La lectura secuencial Q8T1 prueba la velocidad máxima de los SSD, pero también es la prueba menos extenuante; las tareas en la cola tardan solo una fracción de segundo en comenzar, por eso las velocidades secuenciales de lectura/escritura Q8T1 son siempre más altas que las de Q1T1, y por eso las pruebas aleatorias de lectura/escritura son siempre mucho más bajas.

Si te fijas en los gráficos anteriores, verás que el XPG Gammix S70 es, con mucho, el más rápido en velocidades de lectura/escritura secuenciales, superando los 7400 MB/s prometidos. Este SSD PCIe 4.0 M.2 es el más rápido para realizar tareas como transferir archivos de películas o descomprimir archivos. Sin embargo, si no tienes que lidiar con archivos grandes que tienen múltiples tareas en cola, entonces el Samsung 980 Pro destaca con una velocidad de 4183 MB/s. El XPG Gammix S70 cae al segundo lugar aquí con una velocidad máxima de 3349 MB/s.

Advertisement

El Corsair MP600 destaca en la prueba de lectura/escritura aleatoria Q32T1, con una velocidad de lectura máxima de 867 MB/s con una velocidad de escritura máxima de 789 MB/s. Pero cuando no hay una cola de tareas alineadas, el Samsung 980 Pro vuelve a liderar el grupo, con el Corsair MP600, XPG Gammix S70 y el Sabrent Rocket prácticamente a la par. Sin embargo, el XPG Gammix S70 tuvo la mejor velocidad de escritura aleatoria en tarea única, mientras que el Corsair MP600 se quedó a la cola.

Lo único que podemos sacar de los benchmarks de CrystalDiskMark es que el Sabrent Rocket tuvo el rendimiento más consistente en todas las pruebas, mientras que los demás fluctuaron entre las posiciones de arriba y de abajo. Sí, el Sabrent Rocket no tiene las velocidades de lectura/escritura secuenciales más rápidas, pero tenía velocidades de lectura/escritura aleatorias impresionantes en comparación con los demás.

Advertisement

Hay una trampa, y es la razón por la que no pude incluir un gráfico para la lectura secuencial Q1T1: la velocidad del XPG Gammix S70 fue tan rápida, y la velocidad del Sabrent Rocket tan lenta en comparación con las otras que se estropeó el formato de mi gráfico, haciéndolo ilegible. El XPG tenía una velocidad de 5892 MB/s, y el Sabrent era de 535 MB/s. Si el Sabrent tuviera una mejor lectura secuencial de una sola tarea, sería el ganador aquí, pero tengo que darle este galardón al XPG. Siempre que no superaba a sus rivales, consegumantenía a la altura.

Ganador: XPG Gammix S70

Transferencia de archivos y tiempos de carga

Cuanto más lento sea el almacenamiento, más tiempo tardará tu ordenador en abrir, guardar y transferir. Un SSD PCIe 3.0 más lento también puede afectar al tiempo que lleva cargar un archivo guardado de un juego o una escena de animación. Los benchmarks están bien, pero en un entorno práctico las cosas pueden cambiar, o tal vez las diferencias se vuelven tan pequeñas que ni siquiera importan, y esto es justo lo que ha ocurrido.

Advertisement

Para probar la transferencia de archivos y los tiempos de carga, miré algunos resultados de PCMark 10 del test Express, además de cronometrar manualmente cuánto tiempo llevó copiar y mover todos los archivos del Battlefield V (90.5 GB) a cada uno de los PCIe. 4.0 SSD y cuánto tiempo llevó cargar Cyberpunk 2077.

Advertisement

En comparación con el Samsung 970 Evo, estas puntuaciones están muy por delante de las de mi disco duro principal PCIe 3.0. De promedio, tomó un poco más de dos minutos transferir 90.5 GB de archivos de juegos desde cualquiera de los SSD PCIe 4.0. Pero transferir los mismos archivos al revés llevó menos de un minuto en todos ellos. Entre los SSD PCIe 4.0, no hay mucha diferencia al copiar los archivos ni moverlos.

Es imposible elegir un ganador solo de esta métrica, por lo que probé los tiempos de carga en Cyberpunk 2077 a continuación, específicamente cuánto tiempo tardaba desde que le daba a jugar desde el menú principal y cuánto tiempo tardaba en cargar un juego guardado. Tampoco hay mucha diferencia: 31 segundos para la primera parte y nueve segundos para la última en todos los SSD.

Advertisement

Por supuesto, puedes ver la diferencia entre todos los SSD cuando miras sus puntuaciones generales en PCMark 10 (que ni siquiera es tanta), pero dividir las puntuaciones generales en categorías más pequeñas muestra pocas diferencias prácticas. Según las pruebas en PCMark 10, todos los SSD tardaron entre 1,1 y 1,2 segundos en abrir un documento, por ejemplo. Nadie notará esa diferencia de 0,1 segundos cuando esté usando Microsoft Excel. En las tareas diarias, no importará cuál de estos SSD utilices. Todos ganan.

Ganador: Empate

Diseño

Algunos fabricantes de SSD añaden disipadores de calor en sus SSD M.2 porque así pueden aumentar su vida útil y mejorar el rendimiento de lectura y escritura. Dos de los SSD PCIe 4.0 M.2 que probamos, el Corsair MP600 y el XPG Gammix S70, venían con un disipador de calor adjunto. Aunque ayudaron con las temperaturas, no terminaron de encajar del todo bien en la ranura M.2 de la placa base, sin mencionar que sus voluminosas tapas pueden meterse en medio de la ranura en la que puedes colocar tu GPU.

Advertisement

Fui capaz de insertar el Samsung 980 Pro y el Sabrent Rocket, que no tienen disipadores de calor, en la ranura M.2. Solo tuve que presionar hacia abajo para que la muesca del otro lado quede al ras con el elevador de metal y fijarlo con un tornillo. Con el Corsair MP600 y el XPG Gammix S70 no fue tan sencillo. El lado con muescas quedaba justo encima, pero no podría empujarlo hacia abajo sin tener que aplicar mucha fuerza, por lo que solo lo pude atornillar hasta la mitad. (¡No quería arriesgarme a romper nada!) Dependiendo de la ubicación de tu unidad M.2, esto podría no ser un problema, pero no me gusta la idea de no fijar completamente mi SSD M.2 a la placa base.

El otro problema es que algunas placas base vienen con piezas de plástico que cubren algunas zonas de la placa base. El Asus ROG Crosshair VIII Hero que utilicé en mis pruebas, por ejemplo, tiene dos placas que cubren las dos unidades M.2. Cualquiera puede colocar un SSD plano debajo y volver a colocar la placa si lo desea. Pero los disipadores de calor del Corsair MP600 y del XPG Gammix S70, que miden casi 3 cm de alto, evitan que puedas volver a colocar esas piezas de plástico, sin mencionar la forma en que se colocan en la ranura M.2, ya que ambos son más altos que las ranuras PCIe x16. Esto también puede crear un problema a la hora de colocar la gráfica. El XPG también era demasiado ancho para caber en la ranura inferior M.2 de mi placa base; parte del SSD va entre los dos carriles inferiores PCIe x16, y el hueco entre los dos no es lo suficientemente grande para meter el XPG.

Advertisement

Mi solución fue colocar los SSD con un disipador de calor en la ranura M.2 superior y colocar la GPU en la ranura PCIe x16 del medio. Cualquiera con una placa base más pequeña, especialmente una mini-ITX con solo una ranura M.2 y una PCIe x16, debería elegir mejor un SSD sin disipador, aunque Corsair no ofrece ningún PCIe 4.0 de momento. El XPG , pero las velocidades de lectura/escritura son más lentas.

Ganador: Samsung 980 Pro y Sabrent Rocket

Precio

Con la versión de 1 TB de almacenamiento, estos cuatro SSD M.2 cuestan alrededor de 200 dólares (el Corsair MP600 está un poco más barato con 186 dólares y el Sabrent Rocket también con 169). Una de las versiones sin disipador de calor del XPG, el S50 Lite, actualmente cuesta 139 dólares, pero la velocidad máxima de lectura es de solo 3900 MB/s. El S50 normal tiene una velocidad de lectura máxima de 5000 MB/s, pero cuesta 222 dólares.

Advertisement

El Samsung 980 Pro tiene la mayor variedad de almacenamientos de todos los SSD presentes: 250GB, 500GB, 1TB y 2TB. El Corsair MP600 comienza en 500GB y sube hasta 2TB. El XPG Gammix S70 solo viene en 1TB y 2TB, y el Sabrent Rocket comienza en 500GB y sube hasta 2TB.

Teniendo en cuenta que no hay una diferencia práctica en los tiempos de carga de los juegos, el almacenamiento de documentos o la transferencia de archivos, conseguirás sacar el máximo provecho del Sabrent Rocket, no solo por lo barato que es, sino también por su forma de manejar tareas de lectura/escritura secuenciales y aleatorias. También tienes la opción de añadirle un disipador de calor por solo 20 dólares.

Advertisement

Ganador: Sabrent Rocket

Ganador general

El Sabrent Rocket arrasó en casi todas las categorías, por lo que voy a tener que declararlo como ganador. Cuando se trata de tareas reales, no importaba que fuera técnicamente más lento que los de la competencia. Si, se que tuvo algún problema durante las pruebas de velocidad sintética, pero actualmente es el SSD PCIe 4.0 M.2 de 1TB más barato que puedes comprar y tiene un disipador opcional, a diferencia de los demás. Echando un vistazo a la rapidez con la que un SSD PCIe 4.0 puede transferir archivos en comparación con un SSD de última generación, realmente cualquier SSD PCIe 4.0 merecerá la pena, pero para mí, el Sabrent Rocket ofrece el máximo rendimiento por cada dólar gastado.