Si todo sucede tal y como esperamos hoy Facebook anunciará una opción para compartir pequeños clips de vídeo a través de Instagram. Esto colocará a la herramienta de Facebook en clara competencia con Vine el popular servicio de Twitter para crear y compartir vídeos de seis segundos. Pero, ¿será sólo un clon más? No tiene por qué, aquí hay seis ideas que harían de Instagram una mejor alternativa.

1. Filtros

Instagram triunfó en buena parte por la capacidad de añadir filtros a las fotografías. Incluso aunque no te gusten los filtros y pienses que son una perdida de tiempo -hoy cualquier aplicación permite ponerlos-, es una de las señas de identidad de la plataforma y en este caso podría mejorar los vídeos dándoles personalidad.

2. Usar vídeos ya grabados

Los vídeos de Vine tienen que ser grabados en la propia aplicación, lo cual puede llegar a ser frustrante. A lo mejor el momento que te apetece compartir en la plataforma también quieres guardarlo en un vídeo de mayor duración para tu colección. Instagram podría ponerse por delante de Vine simplemente ofreciendo la posibilidad de editar vídeos ya grabados.

3. Una web dedicada

Al igual que ha hecho con las fotos, Instagram tendría una web accesible para ver las colecciones de vídeo de los usuarios mientras que Vine, de momento, sólo permite compartir los enlaces a los vídeos a través de ciertas apps o ver un único vídeo si se conoce la dirección exacta.

4. Exportar como GIF

No es probablemente una característica muy necesaria pero ayudaría mucho a la hora de compartir con terceras personas, incluso si fuera sólo una pequeña porción del vídeo. El GIF animado es lo más cercano que tenemos a un estándar para pequeños vídeos o animaciones.

5. Más opciones de edición

La idea de Vine de limitar la edición a la grabación de los seis segundos sólo cuando se pulsa sobre la pantalla es interesante y ha permitido buscar un millar de aplicaciones divertidas o muy creativas. Pero es también es limitada. Instagram podría despuntar en la comparativa añadiendo la opción de reordenar las diferentes escenas de un clip o permitiendo cortar después de grabar.

6. Menor fragmentación

Vine cuenta con un enorme potencial de usuarios gracias a Twitter pero necesita que los usuarios instalen una aplicación independiente, lo cual genera mucha fricción entre ambos productos. No todo el mundo quiere poner otro icono más en su teléfono. Instagram podría aprovechar que ya está presente en muchos móviles para eliminar parte de esa barrera de entrada y si Facebook consigue integrarlo de alguna forma dentro de su app principal sería incluso más fácil ganar rápidamente una base importante de usuarios.

... y ojo a las alternativas

Vine e Instagram están a punto de convertirse en importantes rivales pero en este espacio de los microvídeos con vertiente social hay cada vez más alternativas, como Cinemagram o Flixel, que cuentan con muchos seguidores incondicionales.

Advertisement