Imagen: Toria/Shutterstock

El gobierno de Estados Unidos deja de controlar el sistema de dominios de Internet. Tras 20 años administrando la ICANN, Estados Unidos renuncia a su poder sobre el sistema DNS, que traduce los nombres de dominio (gizmodo.com) a las direcciones IP de los servidores de la red.

La decisión ha sido criticada por algunos políticos estadounidenses. El senador republicano Ted Cruz considera que renunciar al sistema de nombres de dominio otorga más poder a países como China y Rusia sobre el control de Internet. El gobierno cree que la ICANN, una asociación privada sin ánimo de lucro, está lista para afrontar la transición, que se producirá el 1 de octubre.

Advertisement


Síguenos también en Twitter, Facebook y Flipboard.