Ivanka Trump, la primera dama Melania Trump y el presidente Donald Trump de pie junto al papa Francisco durante una reunión el 24 de mayo de 2017 en el Vaticano (AP Photo / Evan Vucci)

No, Hollywood no está preparado el reboot de Los locos Addams. Esta foto se hizo esta mañana, cuando el presidente Trump conoció al papa Francisco en el Vaticano. Huelga decir que el papa no parece muy contento con la situación, pero eso no es nada que la tecnología no pueda arreglar.

El usuario de Twitter Space Archaeology encontró una solución genial que la Casa Blanca podría usar en lugar de la foto original. Con FaceApp fue capaz de añadir una sonrisa de oreja a oreja en la mirada de repulsión del pontífice.

El tour por el mundo del presidente Trump ha brindado al mundo incontables memes y momentos dignos de convertirse en GIF, para vergüenza de los Estados Unidos. Y aunque el papa Francisco se las arregló para mostrar una sonrisa o dos mientras las cámaras disparaban, los momentos más descuidados parecían capturar sus verdaderos sentimientos.

Advertisement

Advertisement

El papa ya se había enfrentado a Trump por su deseo de construir un muro a lo largo de la frontera de México con Estados Unidos. Francisco I llegó a decir que Trump no era un cristiano auténtico por su odiosa retórica.

“Cualquiera, quienquiera que sea, que solo quiera construir muros y no puentes no es un cristiano”, dijo el papa Francisco a los periodistas en febrero de 2016 durante un viaje a México. “Voten, no voten, no me entrometeré. Pero digo simplemente que, si él dice estas cosas, este hombre no es un cristiano”.

Tras estas declaraciones, Trump respondió a la ofensiva diciendo que el papa Francisco era un personaje vergonzoso. De hecho se tomó los comentarios contra su muro como un ataque a todo el cristianismo.

Advertisement

“Para un líder religioso, cuestionar la fe de una persona es vergonzoso”, dijo el entonces candidato Trump durante un evento de campaña en un campo de golf privado de Carolina del Sur. “Estoy orgulloso de ser cristiano y como presidente no permitiré que el cristianismo sea constantemente atacado y debilitado”.

Advertisement

Trump pasó a acusar a México de “usar al papa como un peón” y dijo que el gobierno mexicano “debería avergonzarse de sí mismo”.

Más tarde ese mismo día, Trump dijo que el Vaticano sería atacado algún día por ISIS y que cuando ocurriera “el papa habría deseado que Donald Trump fuera presidente para que eso nunca hubiera pasado”.

Sí, Trump hizo ese comentario tan infame en un post de Facebook el 18 de febrero de 2016:

En respuesta al Papa:

Si el ISIS ataca al Vaticano, que como todos saben es el trofeo definitivo del ISIS, puedo prometeros que el papa solo desearía y rezaría por que Donald Trump hubiera sido presidente, porque entonces eso no habría sucedido. ISIS habría sido erradicado, a diferencia de lo que está sucediendo ahora mientras hablamos, sin políticos de acción.

El gobierno mexicano y sus líderes le hicieron al papa muchos comentarios despectivos acerca de mí, porque quieren seguir robando a los Estados Unidos, tanto en el comercio como en la frontera, y entienden que soy demasiado sabio para ellos. El papa sólo escuchó un lado de la historia: no vio el crimen, el narcotráfico y el impacto económico negativo que las políticas actuales tienen sobre los Estados Unidos. No ve cómo los líderes mexicanos están superando al presidente Obama y a nuestro líderes en todos los aspectos de la negociación.

Para un líder religioso, cuestionar la fe de una persona es vergonzoso. Estoy orgulloso de ser cristiano y como presidente no permitiré que el cristianismo sea constantemente atacado y debilitado, a diferencia de lo que está sucediendo ahora, con nuestro actual presidente. Ningún líder, especialmente un líder religioso, debe tener el derecho de cuestionar la religión o la fe de otro hombre. Están usando al Papa como un peón y deberían estar avergonzados de sí mismos por hacerlo, especialmente cuando hay tantas vidas involucradas y cuando la inmigración ilegal es tan desenfrenada.

Donald J. Trump

El presidente Trump y el papa Francisco han chocado en el pasado en otros temas como el cambio climático y la venta de armas en todo el mundo. Trump acaba de firmar una de las mayores negociaciones de armas de la historia con Arabia Saudita.

Advertisement

Advertisement

Trump incluso llegó a chocar con el papa por su estilo de vida, que es más humilde que el de muchos papas anteriores. Por ejemplo, en marzo de 2013 se quejó en Twitter de que el papa estuviera de pie en una cola para pagar su factura de hotel, en lugar de poner a sus lacayos a hacerlo. En serio.

Por todo esto, no es de extrañar que el papa no se alegre de ver al presidente de los Estados Unidos, conocido por su riqueza ostentosa y su falta de humildad. Por supuesto, Trump se considera a sí mismo un hombre muy humilde. Y también considera humilde al papa, de hecho.

Muchos recurrieron a las redes sociales para comparar cómo cambian las expresiones entre la visita de Donald Trump al papa Francisco y cuando el papa se reunió con Barack Obama.

No sabemos lo que Trump y el papa se dijeron en privado, pero una imagen vale más que mil palabras. Si Trump quería que esto pareciera un encuentro amistoso para hacer las paces, va a necesitar la mejor tecnología que el siglo 21 tiene para ofrecer. O, en ausencia de eso, una aplicación para smartphones.