En el mes de noviembre de 2013 llegó al mercado la actual generación de consolas, PlayStation 4 y Xbox One. Debido a esto, todos sabíamos que tarde o temprano las viejas consolas (PS3 y Xbox 360) iban a quedar obsoletas. Ese momento es ahora, y Call of Duty: Black Ops III es la prueba de ello.

Advertisement

Y es que al comparar cómo se ve la última entrega de la saga Call of Duty en una y otra generación, la diferencia es tan abismal que prácticamente parece un juego diferente.

Las texturas, la iluminación, los sombreados... todo cambia. Incluso cambian los escenarios y mapas. Es impresionante.

L comparativa llega gracias a los chicos del canal de YouTube Candyland, quienes pudieron comprobar las versiones de Xbox 360 y Xbox One.

Advertisement

De por sí, Black Ops 3 salió muy limitado en la generación pasada, ni siquiera incluye la campaña que, aunque en este tipo de juegos nunca ha sido su mayor atractivo, en esta ocasión la gran diferencia es que se puede jugar en cooperativo con algún amigo.

Pero más allá de este juego en particular, el punto de la comparativa es demostrar por qué tantos estudios ya se han olvidado de PlayStation 3 y Xbox 360 para sus nuevos títulos. Estas fueron consolas maravillosas y de cierto modo aún les queda vida, pero los juegos más importantes en el futuro solamente llegarán a Xbox One y PlayStation 4, y con razón.

Advertisement

***

Psst! también puedes seguirnos en Twitter y Facebook :)