Las ultimas noticias en tecnología, ciencia y cultura digital.
Kim Kardashian tras aplicarse un facial del vampiro hace unos años.
Foto: Kim Kardashian en Instagram

Las autoridades sanitarias de Nuevo México han cerrado una clínica de belleza después de que uno de sus clientes denunciara haber contraído una infección de tipo sanguíneo. El centro practicaba el denominado facial del vampiro, un tratamiento de belleza que usa la propia sangre del cliente como base.

Advertisement

Si te has quedado con la misma cara de perplejidad que yo probablemente se debe a que no estamos a la última en lo que a tratamientos de belleza extremos se refiere. El facial del vampiro es una técnica ideada por el médico estadounidense Charles Runels que se ha vuelto relativamente popular en los últimos años después de que la usaran famosas como Kim Kardashian.

El tratamiento en cuestión consiste en extraer la sangre del cliente con una jeringuila y después someterla a un proceso de centrifugado para extraer plasma rico en plaquetas. Después se aplica ese plasma sobre el rostro, a menudo aplicando antes un exfoliado para que penetre mejor.

Aunque suena a un completo delirio, muchos otros médicos aseguran que se ha demostrado que el tratamiento es efectivo y que el plasma estimula la formación de colágeno. Las clínicas y centros de belleza que lo ofrecen desde luego aseguran que devuelve la luminosidad a la piel y elimina las arrugas de expresión del rostro.

Advertisement

Una de estas clínicas era Vip Spa en Nuevo México. El problema no está en el tratamiento en sí, sino en la profilaxis del procedimiento. El departamento de salud de Nuevo México (NMDOH) investiga el establecimiento después de detectar un caso de infección en uno de sus clientes. Las autoridades no han especificado de qué enfermedad se trata ni han confirmado si el cliente de Vip Spa la adquirió allí. La investigación aún está en fase preliminar, pero teniendo en cuenta que los contagios por vía sanguínea incluyen enfermedades tan serias como el SIDA o la Hepatitis no es de extrañar que quieran andarse con pies de plomo en este asunto. La secretaria del NMDOH, Lynn Gallagher, ha emitido un comunicado en el que insta a los clientes del centro a practicarse análisis de sangre para descartar posibles infecciones:

Es muy importante que cualquiera que haya recibido un tratamiento facial del vampiro o cualquier otro servicio que implicara jeringuillas en el Vip Spa durante los meses de mayo y junio de 2018 se pongan en contacto con la oficina de salud pública para recibir asesoramiento y un análisis gratuito y confidencial.

Advertisement

La propietaria de Vip Spa, Luly Ruiz, ha insistido en que solo emplea agujas desechables que abre delante de cada cliente. Es muy probable que sea cierto, pero el establecimiento no dispone de licencia para extraer sangre, un procedimiento para el que hace falta una certificación médica específica en Estados Unidos. Si nos atenemos a la ley, el spa nunca debería haber practicado faciales del vampiro en primer lugar. Las investigaciones sobre el caso continúan. [vía Science Alert]

Editor en Gizmodo, fotógrafo y guardián de la gran biblioteca de artículos. A veces llevo una espada.

Share This Story

Get our newsletter