Las ultimas noticias en tecnología, ciencia y cultura digital.

¿Cómo de ridículo es en realidad el soporte de mil dólares para el nuevo monitor de Apple?

Sam Rutherford y Carlos Zahumenszky
66.0K
75
Save
Gif: Apple

El nuevo Pro Display XDR de Apple definitivamente no es barato, pero hablamos de una pantalla 6K de 32 pulgadas con soporte HDR completo, un brillo máximo de 1600 nits, y una reproducción de color que algunos afirman mejor que OLED. Al menos puedes ver el por qué de ese precio.

Pero Apple no se detuvo ahí y continuó aterrorizando las cuentas bancarias de muchos profesionales al anunciar que el soporte para ese magnífico Pro Display XDR de 5.000 dólares cuesta otros 1.000. Repito por si no ha calado en tu subconsciente financiero: mil. dólares. por. un. soporte. de monitor. Y más vale que te guste, porque, el soporte Pro es la única opción que no implica buscarse la vida con algún soporte propio que ya tengas y pagar 200 dólares por el adaptador Apple a VESA.

Advertisement

Al término de la keynote de Apple, el costoso soporte de monitor de Apple era EL tema de conversación en todos los corrillos. De hecho, el precio del Pro Stand de Apple es tan alto, que los asistentes al WWDC 2019 dejaron escapar una exclamación audible cuando se anunció. Esa exclamación de sorpresa tuvo lugar, recordemos, en una sala llena de periodistas entusiastas de Apple, empleados de Apple, desarrolladores de Apple y otros seguidores de Apple. Se supone que esa audiencia ya debería estar inmunizada a las etiquetas de precio de la compañía, pero no. Sobre estas líneas había un vídeo que mostraba el momento exacto de la reacción, pero Apple lo ha sacado de YouTube por infracción de los derechos de autor. Por fortuna, nada desaparece realmente de Internet a menos que recurras al derecho al olvido, y el vídeo sigue estando en otra cuenta de YouTube y en Reddit. Date prisa si realmente tienes interés en verlo.

Examinando el soporte

Antes de entrar a opinar, comencemos por un discreto y breve análisis técnico. El soporte del monitor Pro Display XDR no es un simple palo como muchos han dado en llamar socarronamente. Permite que la pantalla gire hasta ponerse vertical (en modo retrato, si lo prefieres) y tiene una bisagra de aspecto definitivamente pulcro que le permite ajustar fácilmente la altura y el ángulo de la pantalla de forma independiente. Es un buen sistema. En su extremo dispone de un conector magnético que permite separar fácilmente el soporte para su transporte, en caso de que tú o tu empresa necesites mover frecuentemente pantallas de 5.000 dólares de aquí para allá. Todo eso está bien, pero no me acaba de convencer. De alguna manera sigo teniendo la sensación subjetiva de que es mucho dinero para un soporte de monitor.

Advertisement
Foto: Apple

Ese precio se nos antoja aún más ridículo cuando se compara el soporte de Pro Display XDR con el Surface Studio 2. Recordemos que hemos dejado de lado el tema monitor. Hablamos solo del soporte. Pues bien, resulta que la Surface Studio 2 tiene un sistema similar que permite que la pantalla se incline y se mueva hacia arriba y hacia abajo con facilidad. Además sirve para que la pantalla descienda aún más para transformarse en algo así como una mesa de dibujo digital. Eso es algo que el costoso soporte de Apple no puede hacer. Del otro lado, el soporte del Surface Studio 2 no puede girar 90 grados a modo retrato.

El soporte del Surface Studio 2 forma parte de un equipo cuyo precio comienza en 3.500 dólares y que incluye una pantalla táctil de 28 pulgadas con resolución 4500 x 3000, un procesador Core i7, 16GB de RAM, SSD de 1TB y gráfica Nvidia, entre otros cosas. De nuevo, no estamos comparando el nuevo Mac Pro con la Surface, pero es útil intentar desgranar el precio de un equipo que tiene un soporte similar para intentar averiguar hasta qué punto el precio es exagerado o no. Es difícil saber qué parte de estos 3.500 dólares es la que corresponde al soporte, pero parece ciertamente dudoso que sean 1.000 dólares del total. Muy, muy dudoso.

Advertisement

Si nos ponemos a comparar, esos mil dólares que Apple está cobrando por el soporte pueden usarse para comprar un iPhone XS, un Android tope de gama, un televisor 4K (o dos), o 112 ralladores de queso a juego con el nuevo Mac Pro. No hablamos de ralladores de queso baratuelos. Hablamos de equipamiento Cuisinart de alta gama. Definitivamente es mucho dinero.

Por qué Apple vende aparte el soporte (sí, hay una razón)

Todo este bullicio podría haberse evitado por completo si Apple hubiera fijado el precio de su Pro Display XDR en 6.000 dólares en lugar de 5.000 incluyendo de una vez el (supuesto) precio del soporte. 5.000 dólares ya es una cantidad que pone la pantalla fuera del alcance de los que compran Apple solo como producto aspiracional. 6.000 dólares no hubieran supuesto mucha diferencia. La realidad, como muchos profesionales de la fotografía, el diseño y la animación han hecho constar estos días en Twitter, es que Apple tiene una buena razón para vender el soporte aparte. La mayoría de grandes estudios de diseño y animación trabajan con brazos articulados y soportes propios muy caros que necesitan para poder mover las pantallas, agruparlas o girarlas.

Advertisement
Esta monada cuesta 229 euros.
Foto: Amazon

Hablamos de soportes articulados que pueden costar hasta 947 euros, aunque lo normal es que ronden los 400. También es cierto que hablamos de brazos completamente articulados que requieren montaje y que incluso pueden soportar varios monitores a la vez. Sea como sea, lo primero que hacen esas empresas y esos profesionales que ya usan esos sistemas para profesionales es quitar el soporte que viene con el nuevo monitor que acaban de comprar y meterlo en un cajón. No lo necesitan. No les sirve. Ni siquiera lo quieren. Para ellos el accesorio que importa en el caso del monitor Pro Display XDR es el adaptador a VESA.

Advertisement

¿Por qué Apple ha decidido diseñar un sistema de anclaje propio en lugar de adoptar el VESA (Video Electronics Standards Association) que es un estándar en la industria desde hace años? Una vez más es Apple being Apple. Lo hace porque puede y porque cree genuinamente que un soporte magnético facilitará la vida a los técnicos que tienen que afanarse atornillando un nuevo monitor. Si están o no en lo cierto es algo que deberían decir los propios técnicos. La última vez que atornillé mis monitores a sus soportes VESA me cagué en su madre, pero es algo que hice hace más de un año y que probablemente no tenga que volver a hacer hasta dentro de mucho. Y ahí está precisamente la clave.

Advertisement

Pro.... pero ¿qué tipo de Pro?

Algunos justifican estos días el precio del soporte hablando de diseño y de arte y de esos intangibles que tanto cabrean al personal que lo que necesita es eficiencia, no arte. Pero en realidad esa es precisamente la clave. El soporte es un ejercicio de puro y duro exhibicionismo.

Advertisement

El Stand Pro de 1.000 dólares no está pensado ni para tí, ni para mí. Definitivamente no es para la gente corriente. Ni siquiera es para la mayoría de artistas y diseñadores con talento que hay en el mundo. Probablemente tampoco sea para empresas de diseño que necesitan eficiencia, sí, pero a un precio razonable que no les cruja el presupuesto anual. La mayor parte de diseñadores no se pueden permitir el soporte, y los que sí pueden hacerlo probablemente prefieran uno más asequible y/o más práctico.

¿Entonces de qué público objetivo estamos hablando? Pues muy sencillo, de los profesionales del postureo.

Advertisement
A Apple no le importa tu tripofobia. Ni siquiera es una fobia reconocida.
Foto: Apple

Soy consciente de que la palabra postureo tiene connotaciones negativas, pero la estoy usando de una manera deliberadamente neutra porque es muy clarificadora. En el mundo hay empresas de diseño de alto standing y estudios de animación con presupuestos masivos a los que, o bien les sobra el dinero, o bien necesitan hacer gala de lujo de cara a sus clientes. El Stand Pro está pensado para esa agencia publicitaria de postín que no solo puede permitirse pagar 1.000 dólares por un soporte, sino que sabe que tiene una imagen que mantener, y que ese soporte es parte de la imagen.

Advertisement

Es esa misma empresa que invita a sus clientes y los pasea por una oficina entre un mar de muebles Roche Bobois y Mac Pro carísimos, con monitores carísimos, y soportes ridículamente caros, para después invitarlos a un café en una cocina con un exprimidor Starck y una cafetera Blossom One de 5.950 dólares. Es ostentación pura y dura. Nos puede parecer detestable, pero hay gente que vive de hacer creer cosas que no son del todo ciertas a otra gente. Lo llaman marketing. Este genial vídeo de CBC Comedy sobre una Startup que vende troncos para la chimenea a mil dólares lo explica a la perfección.

El soporte Stand Pro tiene un precio ridículo. Es cierto. Es absurda, obscena y ridiculamente caro. ¿Se puede comprar un soporte más barato? Sin duda. ¿Vas a trabajar igual con un soporte más barato? Definitivamente sí, pero hay profesionales que necesitan ostentar. Quizá es porque viven de su imagen, o porque tuvieron una infancia sin juguetes y necesitan suplir carencias afectivas. La razón es lo de menos en este caso. Hay gente que se lo puede permitir y se lo va a comprar.

Advertisement

El problema real del bendito soporte es que ha succionado a miles de entusiastas de Apple hacía el negro vacío de la frustración. Apple es tanto una marca para profesionales como una marca aspiracional para una legión de fans de la tecnología que no son ese tipo de profesional pero les gusta aparentar que lo son. Esos entusiastas acaban de encontrarse con un palo, literal y figuradamente. Un palo que no pueden comprar. Y eso jode a rabiar.

Quizás lo mejor que Apple podría hacer en este momento es crear versiones más asequibles del monitor Pro Display y del Pro Stand, versiones que un entusiasta medio pueda realmente permitirse. Creo que todo lo que quieren los fanáticos de Mac es un equipo de escritorio de Apple moderno al que puedan llamar suyo. La única buena noticia es que el Pro Stand va a crear un bullicioso mercado de soportes de terceros compatibles con el monitor Pro Display XDR. Ardo en deseos de ver Etsy lleno de troncos de madera natural traída por la marea y lijada a mano con un imán en el extremo por 500 dólares. Las fundas en cuero vegan para el Pro stand por 600 dólares también son una buena opción. Hay todo un mercado lleno de necios ahí fuera esperando que alguien les venda cosas que no necesitan a un precio que no pueden pagar (o sí).

Share This Story

Get our newsletter