Las ultimas noticias en tecnología, ciencia y cultura digital.

El CEO de Daybreak amenaza a un hacker de Lizard Squad recién condenado

John Smedley está muy enfadado, y lo cierto es que no podemos culparle por ello. Smedley es el CEO de Daybreak Game Company, o sea, la compañía desarrolladora de videojuegos que hasta hace muy poco era conocida como Sony Online Entertaiment. Su CEO está tan enfadado que no ha dudado en amenazar en Twitter a un hacker del grupo de cibercriminales conocido como Lizard Squad.

El Hacker en cuestión es Julius “zeekill” Kivimaki, un finlandés de 17 años al que la justicia de su país acaba de encontrar culpable de 50.700 cargos (sí, la cifra está bien) relacionados con delitos informáticos que van desde el robo de información, hasta el uso fraudulento de tarjetas de crédito, acoso online, violación de secretos... así hasta un largo etcétera. Kivimaki ha estado muy ocupado entre los 15 y los 17.

Advertisement

Pero una cosa es que la justicia de la civilizada Finlandia encuentre culpable a alguien, y otra muy distinta que lo encarcele. El juez ha cambiado la sentencia de dos años de cárcel por dos años de libertad vigilada durante los cuales la policía finlandesa vigilará también los movimientos del menor en Internet.

La sentencia ha sido recibida con una previsible jolgorio en la cuenta de Twitter de Lizard Squad, donde sus integrantes han presumido de ser intocables y de tener carta blanca para poder cometer los delitos que quieran. También se vanaglorian de que las leyes finlandesas les permiten evitar la extradición para ser juzgados en otros países.

Advertisement

¿Qué tiene que ver John Smedley con Julius “zeekill” Kivimaki y con Lizard Squad? Resulta que este joven hacker está implicado en el ataque que, en agosto del año pasado, obligó a tomar tierra al avión en el que viajaba Smedley. Lizard Squad tiene una larga trayectoria de ataques a Sony Online. El grupo también se declaró autor del ataque DDoS a los servidores de PlayStation Network que tumbó completamente el sistema durante varios días desde navidad de 2014.

Advertisement

En definitiva, que Kivimaki y sus amigos llevan muchos meses haciéndole la vida imposible a Smedley y a su compañía, a veces solo por diversión. Tras conocer la sentencia, el CEO no ha aguantado más y ha explotado en Twitter, donde asegura que se tomará la tarea de llevar a Kivimaki a la cárcel como una cuestión personal. Smedley ha amenazado con incluir a sus padres en el juicio que aún tiene que celebrarse por los casos de Sony, y termina con un “Voy a por ti, Julius”. En Lizard Squad han celebrado las amenazas con más risas.

Advertisement
Advertisement
Advertisement

Como decíamos, es comprensible el enfado de Smedley, y la actitud de los miembros de Lizard Squad no puede ser más detestable, aunque no sabemos si resulta muy productivo ponerse así en Twitter. Opiniones aparte, lo único seguro es que el culebrón legal (y online) entre Sony y Lizard Squad no ha hecho más que comenzar. [vía Polygon]

Advertisement

***

Psst! también puedes seguirnos en Twitter, Facebook o Google+ :)

Share This Story