Ilustración: Respawn

La primera temporada de Apex Legends, Wild Frontier, ya está aquí, y viene con un pase de batalla, un nuevo personaje y algún que otro cambio más. Se trata de la actualización más grande desde que salió el juego en febrero. Después de pasar unas horas jugando como Octane, el nuevo personaje, estoy emocionado por esta nueva cantidad de contenido.

Octane, la nueva Leyenda, cuesta 750 monedas Apex (alrededor de $7,50) o 12.000 fichas de leyenda, lo mismo que los personajes Caustic y Mirage. Octane tiene una atrevida historia de fondo, y sus habilidades están basadas sobre todo en el movimiento. Se da un aire a los personajes del Borderlands, con esa camisa por el estómago y esas gafas tan llamativas, además también tiene piernas biónicas. Su habilidad táctica le permite cambiar un poco de salud por un aumento de velocidad durante seis segundos, una habilidad que se compensa con su pasiva, que le permite regenerar salud durante el tiempo que está fuera de combate. Si lo planificas correctamente, puedes usar su impulso de velocidad impunemente, ya que regenerarás la salud que te cueste siempre y cuando estés alejado de los disparos. Me pareció útil para lootear todos los drops antes que nadie y alcanzar rápidamente a mis compañeros de equipo si nos separábamos demasiado. Una vez en combate, me ayudó a escaparme a las esquinas para recargar mis escudos. No encontré la regeneración de salud pasiva muy útil de alguna otra manera, pero no tiendo a escapar del combate una vez que estoy metido en él. Puedo imaginarme que la habilidad pasiva de Octane lo hará muy difícil de matar en manos de un jugador experto que sea capaz de atacar y escaparse cuidadosamente de los tiroteos, sobre todo si sus compañeros de equipo mantienen la presión sobre el enemigo mientras se cura.

El ultimate de Octane es una plataforma que catapultará hacia arriba a cualquier jugador que salte sobre ella. El rango no es abrumador; no es una herramienta para recorrer distancias tan útil como la tirolina de Pathfinder o el portal de Wraith. Al igual que la otra habilidad de Octane, la plataforma de salto es más útil para reposicionarte durante una pelea. Durante mis horas de juego no he tenido muchas oportunidades de usarlo realmente en combate, pero me imagino que los jugadores que manejen bien el espacio lo usarán habilmente. Octane puede funcionar de manera similar a Wraith en una pelea, ya que con su rápido movimiento y su capacidad para reposicionarse hacen difícil acertarle con las balas.

Advertisement

El primer pase de batalla de Apex Legends llegó junto con Octane. Es comparable a Fortnite en términos de precios ($10). Por 2800 monedas Apex, los jugadores pueden desbloquear los primeros 25 niveles de los 100 que tiene el pase, el mismo sistema que tiene también Fortnite. Algunos jugadores se han sentido decepcionados con las recompensas que tiene el pase, viendo que hay demasiadas insignias específicas para cada personaje o temporada y que faltan nuevas skins y elementos cosméticos. Ayer, Respawn escribió que “nuestro primer pase de batalla consiste en permitirte seguir aprendiendo y experimentando con la experiencia central de Apex Legends y al mismo tiempo ganar un botín impresionante. Notarás que la primera versión no se basa en un complejo sistema de misiones ni objetivos” como ocurre con los desafíos de Fortnite. Respawn ha dicho también que piensan experimentar más con el pase en el futuro. Aunque Apex se diferencia de la mayoría de Battles Royale por su movimiento y su sistema de comunicación, sus opciones cosméticas y de personalización no son tan interesantes como las de Fortnite o Overwatch. Este primer pase de batalla me ha decepcionado de la misma manera que lo han hecho el resto de opciones de personalización del juego: no hay ninguna skin ni burla indispensable. Sin embargo, estoy emocionado por tener más opciones para subir de nivel, y eso me hace sentir bien, aunque no me sirva para conseguir los elementos que me gustarían dentro del juego.

Junto con el pase de batalla y el nuevo personaje, Respawn ha hecho algunos arreglos y ajustes. Lo más notable es que ha incluido una función para reportar a cheaters, tanto en consola como en PC. Las notas del parche también señalan que Respawn “ha ajustado los hitboxes de Gibraltar, Caustic y Pathfinder para que estén más en línea con su forma”, otra cosa que quería todo el mundo, ya que los jugadores estaban frustrados porque los personajes más grandes tenían una hitbox mucho más grande. También hacen mención a los crashes de PC, que se sucedían demasiado a menudo. Estos días he notado un poco más de lag al jugar, pero espero que el rendimiento mejore a medida que pasen los días.

Aunque se nos olvide dada su popularidad y lo bien desarrollado que está, Apex Legends sigue siendo un juego bastante nuevo. Este pase de batalla y el nuevo personaje son los primeros pasos de un juego que aun está en evolución, y que llegan cuando los jugadores empiezan a hacerse con el funcionamiento y a demandar cosas nuevas. Cómo Octane y el pase de batalla cambiarán el juego es algo que aun está por verse.